Dicroísmo

Cuentas de vidrio para lámparas con propiedades dicroicas.

Dicroísmo posee dos significados relacionados, pero diferentes, en el campo de la óptica. Una primera acepción es la propiedad de aquellos materiales capaces de dividir un haz de luz policromática en diversos haces monocromáticos con distintas longitudes de onda (no debe confundirse con el fenómeno óptico de dispersión refractiva). La segunda acepción se refiere a aquellos materiales que al recibir un rayo luminoso con diferentes planos de polarización absorben en distinta proporción cada uno de ellos tras la reflexión.[1]

Un concepto, dos significados

Este doble significado de la palabra dicroico empleada frecuentemente en física (en concreto en el campo de la óptica) se ha intentado inferir por el contexto. Por esta razón, cuando se habla de un espejo, un filtro o un separador de rayos se refiere al concepto dicroico en el significado de separación de los colores; sin embargo cuando se habla de un cristal o material que muestra diferentes grados de absorción en función de la polarización se entiende que está refiriéndose al segundo significado.

Separación en diferentes colores

La etimología de la palabra dicroico proviene del griego dikhroos que traducido viene a significar "dos colores", haciendo de esta forma referencia a cualquier dispositivo óptico capaz de dividir un haz luminoso en dos, o más, haces con diferentes longitudes de onda (o lo que es lo mismo, en "dos o más colores"). Entre tales dispositivos se incluyen los espejos y los filtros dicroicos, tratados generalmente con recubrimientos ópticos, diseñados para reflejar la luz con un determinado intervalo de longitudes de onda y transmitir a través de ellos la luz que no pertenezca a dicho intervalo; esta operación separa la luz en dos colores.

Un ejemplo de este tipo de materiales es el prisma dicroico, empleado en algunas videocámaras que suelen emplear tres tipos diferentes de recubrimiento para separar los rayos luminosos en colores específicos: generalmente los componentes rojo, azul y verde para poder así almacenar cada uno en su respectivo CCD (dispositivo de carga acoplada). Este tipo de dispositivo dicroico no suele depender de la polarización de la luz. El término dicromático suele emplearse en este sentido de forma muy habitual.

Separación del plano óptico

Una segunda acepción de la palabra dicroísmo hace referencia a los materiales capaces de cambiar los estados de polarización de un rayo de luz; de esta forma, cuando la luz viaja a través de estos medios dicroicos experimenta una absorción variable en función de su plano de polarización. El término dicroísmo proviene de las observaciones realizadas en épocas muy tempranas de la teoría óptica sobre ciertos cristales, tales como la turmalina. En estos cristales, el efecto del dicroísmo varía notablemente con la longitud de onda de la luz, haciendo que aparezcan diferentes colores asociados a diferentes planos de polarización. Este efecto es generalmente denominado pleocroísmo, y la técnica se emplea en mineralogía para identificar los diferentes minerales. En algunos materiales, tales como la herapatita (sulfato de iodoquinina), o las películas Polaroid, el efecto no es tan dependiente de la longitud de onda, y por tanto, el término dicroico no sería demasiado preciso, a pesar de su uso.

Other Languages
català: Dicroisme
dansk: Dikroisme
Deutsch: Dichroismus
English: Dichroism
한국어: 양색성
Кыргызча: Дихроизм
Nederlands: Dichroïsme
norsk nynorsk: Dikroisme
norsk bokmål: Dikroisme
polski: Dichroizm
português: Dicroísmo
русский: Дихроизм
slovenčina: Dichroizmus
українська: Дихроїзм