Diablo de Jersey

Diablo de Jersey
Nj devil notgreyscale.png
Dibujo publicado en el periódico Philadephia Evening Bulletin en 1909, basado en descripciones dada por testigos del supuesto ser.
Datos
Mitología folklore nativo–americano
Tipo Críptido
Subtipo Criaturas aladas
País Estados Unidos
Primer reporte 1735
Ultimo reporte 1960?
Criaturas similares Gárgola
[ editar datos en Wikidata]

El Diablo o Demonio de Jersey, es una criatura pseudocríptida, perteneciente a la cultura popular estadounidense. La criatura se describe a menudo como un bípedo volador con pezuñas, pero hay muchas variaciones. La descripción más común es la de una criatura similar al canguro con la cara de un caballo, la cabeza de un perro, correosas alas de murciélago, cuernos sobre la cabeza, brazos pequeños terminados en manos con garras, pezuñas hendidas y una cola bifurcada. Se ha informado que puede moverse rápidamente para evitar el contacto humano, y a menudo se le describe como capaz de emitir un "espeluznante grito."[2]

El diablo de Jersey se ha ganado su lugar en la cultura pop de la zona, incluso ha dado su nombre a un equipo de Nueva Jersey en la National Hockey League.

Origen de la leyenda

Hay muchas posibles orígenes de la leyenda del Demonio de Jersey. Las leyendas más antiguas se remontan al folklore nativo–americano. Las tribus Lenni Lenape llamaron el área alrededor de Pine Barrens "Popuessing", que significa "lugar del dragón".[4]

El origen más aceptado de la historia, en lo que se refiere a residentes de Nueva Jersey, se inició con la madre Leeds y es el siguiente:

«Se dice que Madre Leeds tuvo 13 hijos, y después de dar a luz a su hijo numero 12, declaró que si tuviera otro, sería el Diablo. En 1735, Madre Leeds entró en labores de parto en una noche tormentosa. Reunidos en torno a ella estaban sus amigos. Madre Leeds era supuestamente una bruja y el padre del niño era el mismo Diablo. El niño nació normal, pero luego cambió de forma. Pasó de un bebé normal a una criatura con pezuñas, cabeza de caballo, alas de murciélago y una cola bifurcada. Gruñó y gritó, y luego mató a la partera antes de salir volando por la chimenea. Recorrió las aldeas y después se dirigió hacia los pinos. En 1740 un clero exorcizó al demonio por 100 años y no fue visto de nuevo hasta 1890.»

"Madre Leeds" ha sido identificada por algunos como Deborah Leeds.[7]​ el área donde comúnmente se dice se desarrolla la historia del Diablo de Jersey.