Descripción de la hemodiálisis paso a paso

Una persona recibiendo hemodiálisis.

Comenzar con el tratamiento de hemodiálisis es a menudo una experiencia espantosa. Las máquinas de hemodiálisis son complicadas y las sesiones de diálisis son interrumpidas frecuentemente con alarmas. Al principio y al final de la diálisis un montón de cosas suceden. No saber lo que está sucediendo puede provocar ansiedad. La siguiente descripción de la hemodiálisis paso a paso aclarará algunas cosas para la gente que se inicia en los tratamientos de diálisis y le permitirá a otros una mejor comprensión de lo que trae consigo la diálisis.

La hemodiálisis es un procedimiento que se realiza a los pacientes cuando se va deteriorando la función renal, por lo tanto, en la mayoría de los pacientes afecta de una manera muy significativa en su estado emocional. Para llevar a cabo, dicho tratamiento de sustitución renal es necesario que el paciente cuente con un acceso vascular. Al inicio del tratamiento el médico le coloca un acceso temporal, que puede ser un catéter Mahurkar o Niagaral; este tipo de catéter, como su nombre indica, dura unos meses. Posteriormente se programa al paciente para la instalación de un acceso permanente, ya sea un catéter o la colocación de una fístula arteriovenosa interna (FAVI), sistemas que pueden durar varios años.

Para el paciente, el hecho de enfrentarse a este nuevo estilo de vida es muy difícil, ya que en ocasiones deben de dejar familia y amigos, ya que el tratamiento es la base fundamental para que el paciente pueda reincorporarse a su vida cotidiana poco a poco. Por lo tanto, es de vital importancia aclarar las dudas del paciente al inicio de su tratamiento y explicarle todo el procedimiento de una manera clara.

Diálisis

  1. En la máquina de hemodiálisis se inician la bomba y un contador de tiempo. La hemodiálisis está en curso.
  2. Periódicamente se toma la presión sanguínea, normalmente cada media hora, o cada veinte minutos. Como cuestión práctica, durante la diálisis se remueve líquido y toxinas mediante un filtro que se adapta según la masa corporal y un juego de líneas que harán posible junto con la máquina una sesión de hemodialisis, existen de diferentes materiales y calidades.
 los pacientes tienen ciertas restricciones dietéticas, la mayoría de los pacientes de diálisis tienen dietas con restricciones entre moderadas a severas de líquidos, puesto que la 
insuficiencia renal generalmente incluye una inhabilidad de regular correctamente los niveles de fluidos en el cuerpo. Una sesión de hemodiálisis puede quitar típicamente entre 2 y 5 
kilogramos (5-10 libras) de líquido del paciente. La cantidad de líquido a ser removido es fijada por la enfermera de diálisis según el "peso seco estimado" del paciente. Éste es un peso que el personal del cuidado cree representa lo que debe pesar el paciente sin el líquido acumulado debido a insuficiencia renal. Quitar esta cantidad de líquido puede causar o exacerbar una 
baja tensión arterial. El monitoreo se hace para detectar esto antes de que se vuelva demasiado severo. La baja tensión arterial puede causar 
calambres, 
náusea, sacudidas, 
vértigos, 
mareo, e [[inconsciencia], vomitos, diaforesis, hipoglicemias, etc
  1. Ocasionalmente durante la diálisis, los pacientes pueden tener baja tensión arterial y pueden perder la conciencia. Frecuentemente esto es temporal y pasa después de que la cabeza se pone en un nivel más bajo que el resto del cuerpo, ( posición de Trendelenburg), por un tiempo corto. Esto se hace mediante los controles en la silla-sofá en donde descansa el paciente durante la hemodiálisis.
Other Languages