Decreto de Canopo

El Decreto de Canopo es un documento bilingüe de Ptolomeo III Evérgetes, fechado en marzo del año 237 a. C., grabado en una losa de piedra caliza, en grafías griega, jeroglífica y demótica.[1] Se encuentra en el Museo de El Cairo (n.º 22.186).

Una expedición científica alemana, en 1866, de la que formaba parte Karl Richard Lepsius, descubrió en las cercanías de Tanis la losa de piedra que contiene el Decreto de Canopo.

La parte superior de la estela tenía 37 líneas de jeroglíficos grabadas, en la mitad inferior 76 líneas de escritura griega uncial, y a la derecha se encontraba la versión demótica.

El decreto trata de imponer la reforma del calendario, introduciendo los años bisiestos; quien revelaba que la estrella Sirio, Isis, la diosa cuyo día se celebraba al principio del año civil, cambiaba su posición en proporción de un día cada cuatro años, por lo que se consideraba pertinente intercalar un día cada cuatro años en el calendario; pero los prejuicios de sacerdotes de varias regiones egipcias hicieron fracasar la reforma. Este calendario fue imitado por Julio César dos siglos después y se realizó con ayuda de Sosígenes, que era de Alejandría.

Con el hallazgo del Decreto de Canopo, Lepsius pudo confirmar y defender que el sistema utilizado por Champollion y su método para traducir el lenguaje jeroglífico se ajustaban a la realidad.

Gaston Maspero halló, quince años más tarde, otra losa inscrita con una copia de esta triple versión.

Véase también

Other Languages
Alemannisch: Edikt von Kanopus
עברית: צו קנופוס
português: Decreto de Canopo
srpskohrvatski / српскохрватски: Kanopusov dekret