Ctesifonte

Palacio de Ctesifonte.

Ctesifonte (en parto y pahlevi: Tyspwn o Tisfun; en persa: تيسفون , Tisfun; en árabe: المدائن, al-Madāʾin, «las ciudades»)[1] fue una de las mayores ciudades de la antigua Mesopotamia. Hoy, las ruinas de Ctesifonte se ubican en Irak, aproximadamente 35 kilómetros al sur de la ciudad de Bagdad, a orillas del Tigris. El área que ocupaba era de unos 30 km² (compárese con los aproximadamente 14 km² de la Roma del siglo IV).

Durante más de 800 años fue una ciudad activa localizada en la antigua provincia irania de Khvarvaran y la capital del Imperio iranio y sus sucesores, los imperios parto y sasánida. En el Libro de Esdras se la menciona por primera vez con el nombre de Kasfia/Casphia, palabra derivada del nombre étnico cas y cognado de Caspio y Quazvi). La colonia griega de Seleucia se encontraba justo enfrente, al otro lado del Tigris, por lo que la ciudad se menciona frecuentemente con el nombre conjunto de Seleucia-Ctesifonte. Se cree que Ctesifonte fue la ciudad más grande del mundo entre 570 y 637 (año en que fue evacuada).[2]

Historia

Ctesifonte comenzó a tomar renombre durante el Imperio parto, allá por el siglo II a. C., y fue la sede del gobierno de la mayoría de sus gobernantes.

Ruinas de Ctesifonte en un sello iraquí de 1923.

En la Antigüedad Babilonia fue la metrópolis de Asiria; pero la metrópolis es ahora Seleuceia, es decir, Seleucia del Tigris, como se la llama. Cerca hay una población llamada Ctesifón, una gran población. Allí suelen tener su residencia de invierno los reyes partos, no molestando a los Seléucidas, para que éstos no estuvieran oprimidos teniendo al pueblo y ejército escita entre ellos. Así pues, debido al poder parto, Ctesifón es más bien una ciudad; su tamaño es tal que acoge un gran número de gente y los mismos partos la han equipado con edificios. La han equipado también con mercancías para vender y con las artes que complacen a los partos; así los reyes partos tienen la costumbre de pasar aquí el invierno por la salubridad de su aire, pero el verano en Ecbatana y en Hircania por el predominio de su antiguo renombre.

Estrabón XVI, 1, 16

Debido a su importancia, Ctesifonte fue un objetivo militar de la mayor importancia para el Imperio romano en sus guerras orientales. La ciudad fue sometida por los romanos o su Estado sucesor, el Imperio bizantino, cinco veces en su historia. El emperador Trajano la conquistó en el año 116 d. C.; luego de un año de ocupación, su sucesor Adriano no tuvo otra alternativa que retornarla en 117 d. C. como parte de un tratado de paz con los partos. El general romano Avidio Casio volvió a capturar la ciudad en 164 d. C. durante la guerra de los Partos de 161-166, pero tuvo que cederla cuando se firmó la paz. En 197 d. C. el emperador romano Septimio Severo saqueó la ciudad y trasladó miles de sus habitantes, posiblemente hasta 100.000 de ellos, para venderlos como esclavos.

A finales del siglo III, después de que los sasánidas reemplazaran a los partos, la ciudad volvió a estar en conflicto con Roma. En 295, Galerio perdió una batalla contra los persas en las cercanías de la ciudad. Humillado, regresó un año después y obtuvo una gran victoria, que acabó con la cuarta y última toma de la ciudad a manos del ejército romano, aunque la devolvió a Narsés a cambio de Armenia. Sobre el 325 y de nuevo en 410 la ciudad, o la colonia griega situada justo enfrente, fueron sede de un concejo eclesiástico de la Iglesia Asiria de Oriente.

El emperador romano Juliano el Apóstata murió ante las murallas de la ciudad en 363 durante la guerra contra Sapor II. Finalmente, el emperador bizantino Heraclio sitió en 627 la ciudad, capital del Imperio Sasánida, liberándola una vez que los persas aceptaran sus términos de paz.

Los musulmanes conquistaron Ctesifonte en un asedio relativamente breve en 637 bajo el mando militar de Sa'ad ibn Abi Waqqas, durante el califato de Omar. Aunque no se maltrató a la población general, la ciudad sufrió un rápido declive debido a la pérdida de poder económico y político, especialmente tras la fundación de Bagdad, la capital abasí en el siglo VIII y al poco se convirtió en una ciudad fantasma. Se cree que en ella está basada la ciudad de Isbanir de Las mil y una noches.

El historiador Abu'l-Hasan al-Mada'ini (753 - luego del 830) pasó parte de su vida en la ciudad, de cuyo nombre árabe (Al-Madáin) proviene el suyo propio.[3]

Entre diciembre de 1915 y abril de 1916 se libró en las ruinas de Ctesifonte la batalla de Ctesifonte, una de las mayores de la Primera Guerra Mundial. Allí, el Imperio otomano venció a las tropas del Reino Unido que intentaban tomar Bagdad y las hicieron retroceder unos 60 kilómetros antes de atrapar a las fuerzas británicas y forzarlas a rendirse.

Other Languages
العربية: قطيسفون
ܐܪܡܝܐ: ܩܛܝܣܦܘܢ
azərbaycanca: Ktesifon
български: Ктезифон
bosanski: Ktesifon
català: Ctesifont
Cebuano: Ctesiphon
کوردیی ناوەندی: تیسفۆن
čeština: Ktésifón
Cymraeg: Ctesiphon
dansk: Ktesifon
Ελληνικά: Κτησιφών (πόλη)
English: Ctesiphon
eesti: Ktesiphon
euskara: Ktesifon
فارسی: تیسفون
suomi: Ktesifon
français: Ctésiphon
עברית: קטסיפון
hrvatski: Ktezifont
Հայերեն: Տիզբոն
Bahasa Indonesia: Ctesiphon
italiano: Ctesifonte
Basa Jawa: Ctesiphon
ქართული: ქტესიფონი
한국어: 크테시폰
Kurdî: Tîsfûn
Latina: Ctesiphon
lietuvių: Ktesifonas
Nederlands: Ctesiphon
norsk bokmål: Ktesifon
occitan: Ctesifont
polski: Ktezyfon
پښتو: تیسفون
português: Ctesifonte
română: Ctesiphon
русский: Ктесифон
Scots: Ctesiphon
srpskohrvatski / српскохрватски: Ktesifon
slovenčina: Ktésifón
slovenščina: Ktezifon
српски / srpski: Ктесифон
svenska: Ktesifon
Tagalog: Ctesifonte
Türkçe: Tizpon
українська: Ктесифон
اردو: مدائن
oʻzbekcha/ўзбекча: Ktesifon
Tiếng Việt: Ctesiphon
中文: 泰西封
粵語: 泰西封