Correíllo

Antiguo vapor La Palma, del año 1912. Al fondo vemos la sección de proa del moderno buque de cruceros MSC Fantasia.
Correíllo La Palma, conservado en Santa Cruz de Tenerife (España).
Detalle de la chimenea, silbato y manguerotes de ventilación del correíllo La Palma.
Centenario correíllo La Palma, en la Navidad de 2012, en Tenerife.
En primer término vemos el correíllo La Palma, atracado en el Muelle Norte. Y navegando hacia la bocana del puerto se divisa el buque portacontenedores Beatriz B.
Vista parcial, desde popa a proa, del correíllo La Palma, viéndose un mástil, varios manguerotes de ventilación, la chimenea, tres banderas (de España, de Canarias y de la "Fundación Canaria Correíllo La Palma").
Atracado en el Muelle Norte, el histórico vapor La Palma.
Puerto de la Cruz, museo del Pescador. A la derecha, maqueta del vapor La Palma.

Un correíllo era un tipo de buque destinado a las comunicaciones interinsulares de Canarias, transportando correo postal, carga y pasaje.

Los «correíllos» eran inicialmente veleros, luego vapores, que transportaban el correo del servicio postal español entre las Islas Canarias. La primera línea se abrió en 1855 para conectar las islas principales (Tenerife y Gran Canaria), dos o tres veces por semana. Con el resto de las islas (Lanzarote, Fuerteventura, La Palma, La Gomera, y El Hierro) la frecuencia era menor.

Actualmente se conserva el centenario correíllo La Palma, construido en el año 1912, para la Compañía de Vapores Correos Interinsulares Canarios.[1]


Antecedentes

El aislamiento fue una constante en la Historia de las Islas Canarias. El mar, hasta la construcción de los primeros aeropuertos isleños, fue la única vía de conexión con el exterior. Antaño, en la protohistoria de las Islas Canarias, que se sepa, salvo algunas anotaciones en las crónicas de Leonardo Torriani, los isleños no tuvieron conocimientos de navegación. Por tanto, no realizaron conexión vía marítima entre sí, conformando culturas insulares independientes entre ellas.

Other Languages