Copa del Rey

Copa del Rey
Soccerball current event.svg CXIII edición (2016-17)
Sede Bandera de España  España
Nombre completo Campeonato de España–Copa de Su Majestad el Rey
Inauguración 6 de abril de 1903
N.º de ediciones 112
Organizador Real Federación Española de Fútbol (RFEF)
Patrocinador
TV oficiales
Cuadro de honor
Primero Flag of Catalonia.svg F.C. Barcelona (28)
Segundo simple Sevilla F.C.
Mayor anotador Bandera de España Telmo Zarra (81)
Estadísticas
Participantes 83
Más títulos Flag of Catalonia.svg F.C. Barcelona (28)
Más finales Bandera de la Comunidad de Madrid Real Madrid C.F. (39)
Más presencias Ikurrina Athletic Club (103)
Cronología
Copa del Generalísimo
(1940-76)
Copa del Rey
(1976-act.)
Sitio oficial
[ editar datos en Wikidata]

El Campeonato de España-Copa de Su Majestad el Rey de Fútbol, conocida simplemente como Copa del Rey o La Copa, es una competición nacional de fútbol, organizada anualmente por la Real Federación Española de Fútbol y que disputan los 84 mejores clubes de España.

Se creó en 1903 a raíz del éxito de la primera competición a nivel nacional disputada en el país, el Concurso Madrid de Foot-ball, denominada popularmente como Copa de la Coronación, que se disputó un año antes con motivo de los festejos de coronación de Alfonso XIII. Es el campeonato nacional de fútbol más antiguo de España y la competición que más campeones distintos ha dado, con un total de catorce.

La denominación histórica y genérica de la competición es «Campeonato de España», por lo que el club vencedor ostenta la condición de campeón de España. El Fútbol Club Barcelona es el vigente campeón y el club más laureado de la competición con 28 títulos.

Historia

Denominaciones del Campeonato de España

La plantilla del Athletic Club, vencedora de la primera Copa de España, en 1903.

La denominación histórica y genérica de la competición es «Campeonato de España», y por eso el equipo vencedor se considera como el campeón de España; no obstante, el nombre oficial de la competición se ha modificado a lo largo de los años en función del jefe de Estado español, que es quien otorga el trofeo desde la primera edición. Así pues, ha contado con las siguientes denominaciones:

  • Campeonato de España–Copa de Su Majestad el Rey ( 1903- 1930).
  • Campeonato de España–Copa de Su Excelencia el Presidente de la República ( 1931- 1936).
  • Torneo Nacional de Fútbol ( 1939).
  • Campeonato de España–Copa de Su Excelencia el Generalísimo ( 1940- 1976).
  • Campeonato de España–Copa de Su Majestad el Rey ( 1976 en adelante).

Primeras ediciones antes del nacimiento de la Federación Española de Fútbol

El primer campeonato de fútbol a nivel nacional disputado en España fue el Concurso Madrid de Foot-ball o Copa de la Coronación, un torneo impulsado por los hermanos Carlos y Juan Padrós, dos de los fundadores de la (Sociedad) Madrid Foot-ball Club (actual Real Madrid Club de Fútbol). Este club madrileño lo organizó en 1902, con motivo de los festejos de la mayoría de edad de Alfonso XIII de Borbón y su jura constitucional como rey. El Bizcaya, equipo combinado del Athletic Club y el Bilbao Football Club, fue el club vencedor de aquel torneo.

El éxito alcanzado por este torneo hizo que en 1903 Carlos Padrós decidiera instaurar un torneo nacional de carácter anual en el que participasen la mayoría de clubes existentes en el país, bajo el nombre de Campeonato de España. Para ello limitó la participación a un representante por región y consiguió que el rey Alfonso XIII donase una copa para el campeón. El trofeo, según las bases, pasaría a ser propiedad del club que se proclamase campeón tres años consecutivos o cinco alternos. El Madrid Foot-Ball Club se encargó inicialmente de la organización y los partidos se disputaron, al igual que en el Concurso Madrid del año anterior, en el Hipódromo de la Castellana. El primer torneo, celebrado en 1903, se desarrolló como una liguilla en la que participaron finalmente sólo tres clubes: el Club Español de Foot-Ball por Cataluña, el Madrid Foot-Ball Club por la región centro, y el Athletic Club por la región norte.[n 1] Se proclamó campeón el conjunto vasco al vencer en el último y decisivo partido a los madrileños por 2-3, remontando un 2-0 inicial. Cabe destacar que los acontecimientos de dicho encuentro dieron a la postre con el nacimiento del Athletic Club (Sucursal de Madrid), hoy conocido como Club Atlético de Madrid.

La Agrupación Madrileña de Clubs de Foot-Ball —organismo fundado por Carlos Padrós antecedente de la Federación Regional Centro— organizó la edición siguiente, aunque a partir de 1905 el Madrid F. C. volvió a tomar las riendas del torneo debido a la mala organización de la asociación madrileña, en la que se proclamó vencedor al Athletic Club sin haber jugado ningún partido y prolongando una polémica por quién debía ser el campeón durante meses. En los años sucesivos, vascos y madrileños se repartieron los títulos, siendo el Madrid F. C. el primero en recibir la copa en propiedad por sus cuatro títulos consecuivos de 1905 a 1908.

Para la época, se había instaurado los Campeonatos Regionales auspiciados por cada federación zonal, que además de proclamar al equipo campeón de cada región servían como un sistema de clasificación previo para ver qué equipos contenderían en el Campeonato de España.

Después de siete años organizándose el torneo en Madrid, se acordó que a partir de la edición de 1909, año en que ganó el Ciclista Foot-Ball Club, el equipo campeón fuese el organizador de la edición siguiente. En ese mismo 1909 se creó la Federación Española de Clubs de Foot-ball, primer organismo a nivel nacional que pretendió organizar el fútbol en el país, y a quien las bases del Campeonato de España otorgaban el derecho a organizar el torneo una vez constituida. La Real Sociedad de Foot-ball de San Sebastián, sucesora del Club Ciclista, que se consideraba legitimada para organizar el campeonato de 1910, no reconoció al nuevo organismo federativo y, junto con otros equipos disidentes, entre los que se encontraban los otros campeones, creó la Unión Española de Clubs de Foot-ball.

Este cisma propició que en 1910 se disputaran dos torneos nacionales, el organizado por los equipos de la Federación Española y el de la Unión Española. Finalmente, en octubre de ese año ambas facciones firmaron la paz: los clubes disidentes reconocieron a la Federación Española, que a su vez daba oficialidad al Campeonato de España organizado por los unionistas.

No obstante, las discrepancias entre las sociedades futbolísticas de la época continuaron y, tres años más tarde, se produjo un nuevo cisma cuando el Foot-Ball Club Barcelona, nuevo integrante del palmarés de campeones, y la Real Sociedad de Foot-ball, entre otros equipos, se dieron de baja de la Federación para refundar la Unión Española de Clubs. Nuevamente, en 1913 se disputaron dos campeonatos de Copa, antes del acuerdo definitivo que permitió la reunificación definitiva del fútbol español, con la constitución de la Real Federación Española de Fútbol ese mismo año.

La Federación Española toma la organización

El nuevo organismo aprobó nuevas bases para el Campeonato de España, para poner fin a las disputas que habían marcado las últimas ediciones del torneo. Se acordó, entre otras medidas, institucionalizar los campeonatos organizados por las distintas federaciones regionales como una fase previa de la Copa del Rey. Se dividió el país en diez regiones, aunque inicialmente solo en cuatro ya existían federaciones con campeonatos regionales en marcha ( Galicia, Norte, Cataluña y Centro).

Fue a partir de los años veinte cuando la competición empezó a tomar carácter y cuantía de encuentros, con lo que comenzaron a despuntar nombres propios que posteriormente serían historia del torneo. Así, jugadores como José Samitier o Ramón Polo se convirtieron en las primeras estrellas del torneo tanto por número de encuentros disputados como por su número de goles anotados.

El torneo fue creciendo a medida que se ponían en marcha nuevos campeonatos regionales por toda la geografía española. Así mismo, a partir de la edición de 1927 se amplió la participación en el torneo a los subcampeones regionales. Pero a partir de 1929, con la puesta en marcha del Campeonato Nacional de Liga, el torneo copero pasó a un segundo plano y, del mismo modo, los campeonatos regionales. Para relanzar las torneos regionales, a partir de 1931 algunas federaciones territoriales vecinas empezaron a organizar campeonatos conjuntos con sus mejores equipos –los conocidos como Campeonatos Mancomunados– hasta que, finalmente, en 1934, la Federación Española agrupó los distintos torneos regionales en seis Campeonatos Suprarregionales. Los mejores clasificados en estos torneos fueron los que disputaron el Campeonato de España, renombrado como la Copa del Presidente de la República con nuevo título que se puso en juego en 1932 tras la caída de la monarquía y la instauración de la Segunda República Española.[1]

En 1936 las competiciones de ámbito nacional quedaron suspendidas por el estallido de la Guerra Civil Española, aunque la actividad futbolística siguió algún tiempo activa en la zona bajo el control del gobierno Republicano, al este de la Península. En 1937, uno de los equipos de la zona, el Valencia Football Club, impulsó la disputa de una Copa de España tras haber obtenido la cesión de un trofeo para el campeón por parte del Presidente de la República. El torneo se disputó finalmente con el nombre de Copa de la España Libre y solo pudieron participar los equipos de las federaciones de Levante y Cataluña. Fue campeón el Levante Football Club aunque, con el posterior triunfo de los sublevados en la contienda bélica, quedaron invalidados todos los campeonatos disputados en la zona republicana. Cuarenta años después, tras la dictadura franquista, el Levante U. D. reclamó el reconocimiento de la Copa de 1937 como una edición más del Campeonato de España y logró su reconocimiento en el Congreso de los Diputados.[2] Sin embargo, en 2009, la asamblea de la RFEF rechazó la oficialidad del torneo al considerar que no fue organizado por el ente federativo.

Los títulos parecían hasta la fecha reservados para las regiones del Norte (País Vasco), Cataluña y Centro (Madrid). Así, pese a la edición de 1935 en la que salió vencedor el Sevilla Football Club, el vencedor pertenecía siempre a una de las citadas tres federaciones. En 36 ediciones, solo ocho equipos resultaron campeones, copando Athletic Club, Madrid F. C. y F. C. Barcelona un total de 28 títulos.

En 1939 la Federación Española de Fútbol decidió reanudar las actividades futbolísticas con la puesta en marcha de un torneo nacional con un trofeo cedido por el nuevo Jefe de Estado, el Generalísimo Francisco Franco. Para elegir a los equipos participantes se reinstauraron los campeonatos regionales en las Federaciones territoriales que podían asumir su organización. Finalmente, fueron Aragón, Andalucía, Galicia, Cantabria, Bilbao, Guipúzcoa y Navarra quienes enviaron representantes a la primera edición de la Copa tras la guerra, cuya final ganó el Sevilla Football Club al Racing Ferrol Football Club. Terminada la guerra, la Federación Española añadió el título al palmarés del Campeonato de España que,[3] de este modo, retomaba su actividad, ahora bajo el nombre de Copa del Generalísmo.

La reestructuración llevada a cabo por el nuevo régimen en 1940 supuso la desaparición de los históricos campeonatos regionales, quedando delimitado el acceso a la Copa a los equipos mejor clasificados del campeonato nacional de liga en sus tres divisiones. De este modo, en la edición de 1941 disputaron la Copa del Generalísmo los 14 equipos de la Primera División, los 24 de Segunda y los seis mejores de Tercera; un número de participantes que se fue incrementado en los años sucesivos. El vencedor fue el Valencia Club de Fútbol, añadiendo así una quinta federación a las ya campeones.

Se llegó así a la fecha en la que debutó Telmo Zarra con el Atlético de Bilbao, nombre que va estrechamente ligado al de la competición, y que a fecha de su retiro consiguió anotar un total de 81 goles en 74 partidos para convertirse en el máximo goleador histórico superando los 70 anotados por Samitier. Es desde 1953 un récord que no ha sido rebasado. Junto a otros míticos jugadores del conjunto vasco como José Luis Panizo o Agustín Piru Gaínza, logró conseguir la tercera copa en propiedad para su club, siendo el más laureado de manera destacada por delante de barcelonistas y madridistas. A semejanza, Gaínza estableció el que fue el más alto número de presencias en la competición con 99, perdurando dicha marca hasta el final de la temporada 1996-97, cuando fue rebasado por Andoni Zubizarreta a finales de 1997.

A partir de la temporada 1960-61 el campeón de la Copa de España se clasificaba para disputar la desaparecida Recopa de Europa, torneo internacional organizado por la UEFA con la participación de los campeones de las distintas copas nacionales. La circunstancia se vio alterada en 1998-99 con la desaparición de la competición continental, fecha en la que el campeonato de Copa daría sucesivo acceso a la Liga Europea de la UEFA —otrora Copa UEFA—, circunstancia aún vigente.

La Copa del Generalísimo se disputó hasta la muerte de Francisco Franco, en 1975, para en la temporada 1976-77 adoptar la denominación histórica y actual de Copa de Su Majestad El Rey, siendo el nuevo Jefe de Estado, el monarca español, el encargado de entregar el trofeo. En dicha primera edición el primer campeón fue el Real Betis Balompié, quien se estrenaba en el palmarés.

Desde la temporada 1990-91, fecha en la que entró en vigor una regulación que afectaba a los equipos filiales, éstos quedaron excluidos de la participación en la competición al ser dependientes a efectos federativos de sus clubes matrices.[4] El cambio dejó al Castilla Club de Fútbol como el filial con mejor participación en la historia del torneo al finalizar como subcampeón en la edición de 1979-80, tras perder la final precisamente frente al Real Madrid Club de Fútbol, siendo la primera y única vez que un equipo y su filial han disputado una final oficial en España.

Desde 1903 un total de 34 equipos distintos han llegado a la final de la competición, mientras que el ya citado Gaínza es además el jugador más laureado con siete títulos y el que más finales ha disputado con nueve, logros todos cosechados en el Athletic Club.[5]

Other Languages
azərbaycanca: İspaniya Kral Kuboku
беларуская (тарашкевіца)‎: Кубак Гішпаніі па футболе
български: Купа на краля
bosanski: Kup kralja
čeština: Copa del Rey
Cymraeg: Copa del Rey
Deutsch: Copa del Rey
English: Copa del Rey
Esperanto: Copa del Rey
فارسی: کوپا دل ری
føroyskt: Copa del Rey
hrvatski: Kup Kralja
Bahasa Indonesia: Piala Raja Spanyol
italiano: Copa del Rey
മലയാളം: കോപ ഡെൽ റേ
Nederlands: Copa del Rey
norsk bokmål: Copa del Rey
português: Copa del Rey
română: Copa del Rey
srpskohrvatski / српскохрватски: Copa del Rey
Simple English: Copa del Rey
slovenčina: Copa del Rey
svenska: Copa del Rey
Türkçe: Copa del Rey
oʻzbekcha/ўзбекча: Copa del Rey