Conservatorio Nacional de Música (México)

Conservatorio Nacional de Música
Conservatorio Nacional de Música de México.jpg
Fundación 1866
Localización
Dirección Ciudad de México, México
Sitio web
http://www.conservatorianos.com.mx
[ editar datos en Wikidata]

El Conservatorio Nacional de Música (CNM) es una institución de enseñanza superior musical fundada en 1866 en la Ciudad de México.

Historia

A principios del siglo XIX comenzó el afán de difundir los conocimientos musicales en México, para lo cual, se fundaron organizaciones tales como la Academia Filarmónica Mexicana, por José Mariano Elízaga, la Escuela Mexicana de Música, por Joaquín Beristáin y Agustín Caballero, y la Academia de Música de la Gran Sociedad Filarmónica de México, por Antonio Gómez, quien tuvo como modelo el Real Conservatorio Superior de Música de Madrid, después estos personajes y muchos otros más fundaron la Sociedad Filarmónica Mexicana, quien más tarde tendría benefactores tan reconocidos como Franz Liszt, que por ello fue nombrado miembro, y cuyo propósito fundamental sería el establecer un Conservatorio. Es así, como 1 de julio de 1866, se hace la solemne inauguración de cursos de esta institución, teniendo como planta docente a solamente 14 maestros.

Tan sólo 2 años después, se tenían registrados cerca de 800 alumnos, y se incorporó la enseñanza de arte dramático, sin duda por la influencia pedagógica del Conservatoire de Musique et Declamatión de París.

En 1876, se disolvió la Sociedad y por decreto presidencial, fue nacionalizada, convirtiéndose así en 1877, en escuela nacional. En la época de la Revolución mexicana, el conservatorio se vio afectado ya que el gobierno ordenó la militarización del plantel; en 1920 la escuela pasa a depender de la Secretaría de Educación Pública.

A pesar del tiempo transcurrido, el Conservatorio no gozaba de instalaciones propias, y fue hasta 1946, cuando le fueron entregadas sus instalaciones definitivas, obra del arquitecto Mario Pani Darqui, y que ocupa hasta la fecha. El predio en el que se construyó el recinto conservatoriano pertenecía al Club Hípico Alemán y se le expropió durante el periodo presidencial de Manuel Ávila Camacho.

El edificio del Conservatorio Nacional de Música fue declarado Monumento Artístico de la Nación en 2012. Considerado un clásico de la arquitectura mexicana, Mónica Arellano escribió para Archdailyː

Podemos reconocer en su arquitectura la ubicación del acceso en un vértice ochavado con respecto a una línea que divide un ángulo por la mitad fungiendo como eje rector, así como la intención de liberar el frente para crear una plaza de acceso que se abre hacia la fachada principal. La colaboración de Pani y el grupo de ingenieros de Bernardo Quintana –apenas unos meses antes de formar Ingenieros Civiles Asociados (ICA)– fue fundamental.


Se trata de una arquitectura integral que se apoya en las estructuras, pero también en las artes como la pintura y la escultura con profundas raíces mexicanas. En el caso del conservatorio se logra un notable conjunto escultórico de Armando Quezada, ubicado en la curva central de la fachada principal, así como la integración de dos murales de José Clemente Orozco. Este espacio se desarrolla coreográficamente mediante una rigurosa composición que enuncia un recorrido por el edificio, la curva central se extiende hacia la parte posterior del terreno mediante dos brazos que rematan en dos volúmenes de planta circular que corresponden a la sala de ensayos de percusiones y a la biblioteca respectivamente, con este gesto el edificio abraza un auditorio al aire libre meticulosamente hundido y rematado por una concha acústica, empujando de esta manera los gestos proyectuales hacia el máximo aprovechamiento del edificio. [1]