Consejo comarcal

Los consejos comarcales son órganos administrativos de ámbito comarcal creados en algunas de las comunidades autónomas de España para servir de órgano político de representación de las comarcas y para ejercer ciertas competencias que las distintas legislaciones autonómicas han atribuido a las entidades comarcales. En la actualidad existen consejos comarcales así denominados en las comarcas de Cataluña, en las comarcas de Aragón y en la comarca de El Bierzo en Castilla y León. Así mismo, las comarcas de Álava cuentan con órganos similares llamados juntas de cuadrilla.

Otras legislaciones autonómicas como la de la Comunidad Valenciana previeron inicialmente la posibilidad de dotar a las comarcas valencianas de órganos similares a los consejos comarcales, sin que hasta la fecha se hayan materializado su creación.

Consejos comarcales en Cataluña

Partidos políticos en el poder según consejos comarcales catalanes y Conselh Generau d'Aran (2011-2015):     CiU     PSC     ERC

TITULO III.-DE LA ORGANIZACION COMARCAL Artículo 12. El gobierno y la administración de la comarca corresponderán al consejo comarcal. ( Parlamento de Cataluña, Ley 6/1987)

En Cataluña, los consejos comarcales o consells comarcals en catalán, fueron creados por el gobierno de la Generalidad presidido por Jordi Pujol mediante la aprobación de la Ley 6/1987 en el Parlamento de Cataluña con los votos de mayoría absoluta de Convergència i Unió (actual Partido Democrata Català.

Esa ley estableció que los consejos comarcales estarían formados por 'consejeros' que no serían elegidos en función de los votos obtenidos por cada partido en la comarca en las elecciones municipales, sino que lo harían de acuerdo al número de concejales electos en los municipios de la comarca, siendo tal método de elección especialmente benefioso para Convergencia y Unión al ser este partido el hegemónico en la mayoría de los pequeños municipios de ámbito rural catalán los cuales tienen asignado un número de concejales muy superior a la proporción de población real que representan. Por tal hecho, la creación de los consejos comarcales suscitó numerosas críticas por parte de los partidos de oposición catalana que vieron en la creación de los consejos comarcales una estrategia de CIU para contrarrestar así el poder local detentado por el PSC, partido este último que resultaba el más votado por entonces en la mayoría de las grandes ciudades de Cataluña. Esta polémica ocasionaría que en 2003 tras haber perdido CIU la mayoría absoluta en el Parlamento de Cataluña tras los resultados de las elecciones de 1999 todos los partidos del arco parlamentario catalán salvo CIU modificaran la ley para establecer que a partir de entonces 2/3 de los consejeros comarcales se eligieran en función de los votos reales obtenidos por cada partido y sólo 1/3 lo hiciera en función del número de concejales alcanzado por cada partido en los municipios de la comarca.[1]

Tras las elecciones municipales de 2011 CIU se hizo con la presidencia de 34 de los 41 consejos comarcales de Cataluña, incluyendo el consejo general de Arán bajo la marca Convergencia Democrática Aranesa. El PSC se hizo con el control de las presidencias de 5 consejos, precisamente los 3 correspondientes a las comarcas más pobladas de Cataluña ( Barcelonés, Vallés Occidental y Bajo Llobregat) además de los del Garraf y el Vallés Oriental. ERC alcanzaría la presidencia del consejo comarcal del Bages y en coalición con la formación Acord Municipal se haría también con la presidencia del consejo comarcal del Priorato.

Other Languages