Confederación Germánica

Deutscher Bund
Confederación Germánica

Bandera

1815-1866

Flag of the German Empire.svg
Flag of the Habsburg Monarchy.svg
Flagge Großherzogtum Baden (1891–1918).svg
Flag of Bavaria (striped).svg
Flagge Großherzogtum Hessen ohne Wappen.svg
Flagge Königreich Württemberg.svg
Flag of Luxembourg.svg
Flag of Liechtenstein.svg

Bandera Escudo
Bandera Escudo
Ubicación de Confederación Germánica
La Confederación Germánica en 1815
Capital Fráncfort del Meno
50°7′N 8°41′E / 50.117, 50°7′N 8°41′E / 8.683
Idioma oficial alemán estándar
Otros idiomas bajo alemán, alemán regional, sorabo, polabo, polaco, checo, eslovaco, esloveno
Gobierno Confederación
Presidente Francisco José I de Austria
Historia
 • Congreso de Viena 8 de junio de  1815
 •  Revoluciones de 1848 marzo de 1848
 • Paz de Praga 23 de agosto de  1866
Superficie
 • 1815 630 100 km²
Población
 • 1815 est. 29 200 000 
     Densidad 46,3 hab./km²

La Confederación Germánica (en alemán: Deutscher Bund, «Confederación Alemana») fue una unión establecida en 1815 por el Congreso de Viena que agrupó a 39 Estados alemanes en una confederación de Estados soberanos bajo la presidencia de la Casa de Austria. Sucedió a la Confederación del Rin, creada en 1806 por Napoleón I en sustitución del Sacro Imperio Romano Germánico.

Creada para mantener la seguridad de los múltiples pequeños Estados del desaparecido Sacro Imperio Romano Germánico, la Confederación no suponía ninguna concesión al creciente nacionalismo alemán, por no ser éste del agrado de Viena.

La Dieta, que no era un parlamento de representantes elegidos por el pueblo, sino un congreso de delegados con sede en Fráncfort del Meno, fue su única entidad central, aunque en 1834 se creó la Unión Aduanera de Alemania y, con ello, un mercado interno unitario para la mayoría de los Estados.

La Revolución de 1848 tuvo gran resonancia en Alemania. En marzo se produjeron en todos los Estados de la Confederación alzamientos populares que obligaron a los príncipes a hacer concesiones, las cuales llevaron al surgimiento de los primeros parlamentos verdaderamente representativos.

La Confederación solo funcionaba cuando coincidían las posiciones de Austria y Prusia, cuya confrontación condujo finalmente a la guerra de las Siete Semanas. Tras el triunfo prusiano, la Confederación Germánica quedó disuelta y fue sustituida en el año 1867 por la Confederación Alemana del Norte, dominada por Prusia, que sirvió de preámbulo al Imperio alemán.

Historia

Antecedentes

La guerra de la Tercera Coalición tuvo lugar entre 1803 y 1806. Después de la batalla de Austerlitz, el Sacro Imperio Romano Germánico fue disuelto el 6 de agosto de 1806 con la abdicación del emperador del Sacro Imperio Francisco II. La aplastante victoria de Napoleón condicionó el Tratado de Presburgo, por el cual dieciséis Estados alemanes, incluyendo Baviera y Wurtemberg, fundaron la Confederación del Rin en julio de 1806. Después de la batalla de Jena-Auerstedt de octubre de 1806 en la Guerra de la Cuarta Coalición, varios otros Estados alemanes, entre ellos Sajonia y Westfalia, también entraron en la Confederación. Solo Austria, Prusia, el Holstein danés y la Pomerania sueca permanecieron fuera de la Confederación del Rin.

Estas naciones más tarde se unirían en la Guerra de la Sexta Coalición entre 1812 y 1814.

Fundación

La Confederación Germánica fue creada por una declaración del Congreso de Viena el 8 de junio de 1816 después de haber sido aludida en el Artículo 6 del Tratado de París de 1814, al final de la Guerra de la Sexta Coalición.[1]

La Confederación fue creada formalmente por un segundo tratado, la Declaración Final de la Conferencia Ministerial para Completar y Consolidar la Organización de la Confederación Germánica. Este tratado no fue concluido y firmado por las partes hasta el 15 de mayo de 1820. Los Estados se unieron a la Confederación Germánica haciéndose partes en el segundo tratado. Los Estados designados para la inclusión en la Confederación en el tratado de 1816 fueron:[1]

Cuando fue concluido el tratado de 1820, los siguientes Estados también fueron incluidos:[1]

  1. Hesse-Homburg
  2. Lübeck
  3. Fráncfort
  4. Bremen
  5. Hamburgo

En 1839, como compensación por la pérdida de la provincia de Luxemburgo en favor de Bélgica, fue creado el Ducado de Limburgo, que fue miembro de la Confederación Germánica hasta su disolución en 1866.

Disolución e Imperio

La Confederación Germánica terminó como resultado de la guerra austro-prusiana de 1866 disputada entre las distintas entidades constituyentes de la Confederación: el Imperio austriaco y sus aliados por un lado, y el Reino de Prusia y sus aliados por otro lado. La guerra resultó en la disolución de la Confederación, siendo parcialmente reemplazada por la Confederación Alemana del Norte en 1867, que incluía a Prusia pero excluía a Austria y los Estados alemanes del sur. Durante noviembre de 1870, los cuatro Estados del sur se unieron a la Confederación Alemana del Norte por un tratado.[2]

El 10 de diciembre de 1870, el Reichstag de la Confederación Alemana del Norte renombró la Confederación como Imperio alemán y dio el título de emperador alemán al rey de Prusia como presidente de la Confederación.[4]

Other Languages
Afrikaans: Duitse Bond
azərbaycanca: Almaniya ittifaqı
беларуская: Германскі саюз
български: Германски съюз
čeština: Německý spolek
eesti: Saksa Liit
hrvatski: Njemački Savez
Bahasa Indonesia: Konfederasi Jerman
日本語: ドイツ連邦
한국어: 독일 연방
Кыргызча: Герман союзу
Lëtzebuergesch: Däitsche Bond
latviešu: Vācu Savienība
Bahasa Melayu: Gabungan Jerman
Nederlands: Duitse Bond
norsk nynorsk: Det tyske forbundet
norsk bokmål: Det tyske forbund
srpskohrvatski / српскохрватски: Nemački savez
Simple English: German Confederation
slovenčina: Nemecký spolok
slovenščina: Nemška zveza
українська: Німецький союз