Colegio de España en París

Fachada sur del Colegio de España en París.

El Colegio de España en París es una institución dependiente de la Secretaría de Estado de Universidades e Investigación del Ministerio de Educación y Ciencia de España.

Está situado en el recinto de la Ciudad Universitaria Internacional, situada en el Distrito XIV de París ( Francia), frente al parque Montsouris, y realiza las funciones de difusión de la ciencia, el arte y la cultura españoles y de fomentar las relaciones de intercambio internacional. Asimismo es residencia de estudiantes, artistas e investigadores.

Fue una prolongación en el exterior de la labor de la Junta de Ampliación de Estudios y de la Residencia de Estudiantes de Madrid. El arquitecto del edificio fue Modesto López Otero, que le imprimió un diseño de cierto nacionalismo, inspirado en el Monasterio de El Escorial y en el Palacio de Monterrey de Salamanca. El edificio abrió sus puertas en abril de 1935.

Historia y construcción

El Colegio de España se encuentra dentro del complejo de la Cité Universitaire de París, creada tras la I Guerra Mundial como punto de encuentro de estudiantes internacionales en París. Esta iniciativa será muy del gusto del gobierno español de la época. El propio rey Alfonso XIII, junto con otros personajes importantes como el Duque de Alba, y José María Quiñones de León, embajador de España en París se interesarán por el proyecto. Las obras comienzan en 1929, según el proyecto historicista de Modesto López Otero.-

La proclamación de la II República retrasó un tanto las obras del Colegio, que se vieron reimpulsadas por el nuevo embajador, Salvador de Madariaga. Finalmente, tras diversos avatares, fue inaugurado el 10 de abril de 1935, en una ceremonia a la que asistió el Presidente de la República Francesa, Albert Lebrun, el embajador de España en París, Francisco Cárdenas y personalidades como José Ortega y Gasset y Miguel de Unamuno (que era rector de la Universidad de Salamanca).

El Colegio funcionó ininterrumpidamente, acogiendo a diversos intelectuales exiliados tras la Guerra Civil, como Pío Baroja, Severo Ochoa o Xavier Zubiri. Fue clausurado (aunque no ocupado, como sí lo fueron los colegios de otros países), como toda la Cité Universitaire, durante la ocupación alemana de París y reabierto en 1945.-

Tras los sucesos de Mayo del 68 y la ocupación del mismo por estudiantes, en Colegio es cerrado por el gobierno franquista, quien se niega a reabrirlo, a pesar de los requerimientos de los estudiantes y del propio rector de la Universidad de París.

Los años cerrados y un incendio deterioran las instalaciones. Ya en la democracia, el ministro José María Maravall retoma el proyecto de reapertura, comenzando las obras de restauración en 1985. Él mismo, junto con los Reyes de España y el Presidente de la República Francesa (entonces François Mitterand) presidirá la reapertura del Colegio el 17 de junio de 1987. Desde entonces ha desarrollado ininterrumpidamente su labor, hasta hoy. Le fue concedida en 1995 la Placa de Honor de la Orden de Alfonso X el Sabio.

Other Languages