Clotario Blest

Clotario Blest
FOTO-CLOTARIO-BLEST.jpg
Información personal
Nombre de nacimiento Clotario Leopoldo Blest Riffo
Nacimiento 17 de noviembre de 1899
Santiago, Chile
Fallecimiento 31 de mayo de 1990 (90 años)
Santiago, Chile
Nacionalidad Chilena Ver y modificar los datos en Wikidata
Religión Católico
Partido político Movimiento de Izquierda Revolucionaria Ver y modificar los datos en Wikidata
Información profesional
Ocupación Dirigente sindical
Conocido por Defensor de los Derechos Humanos y fundar diversas organizaciones, entre ellas la ANEF, la CUT, el MIR y el (CODEHS).
[ editar datos en Wikidata]

Clotario Leopoldo Blest Riffo ( Santiago, 17 de noviembre de 1899 - ibídem, 31 de mayo de 1990) fue un dirigente sindical chileno, fundador de diversas organizaciones, incluyendo la Agrupación Nacional de Empleados Fiscales (ANEF), la Central Única de Trabajadores (CUT), el Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) y el Comité de Defensa de Derechos Humanos y Sindicales (CODEHS).

Biografía

Primeros años

Nació el 17 de noviembre de 1899 en Santiago. Sus padres fueron Ricardo Blest Ugarte, miembro del ejército, y Leopoldina Riffo Bustos, una profesora de escuela primaria. Tuvo dos hermanos, Fernando y Leopoldina. Su abuelo paterno fue Guillermo Blest, inmigrante irlandés de cuyo primer matrimonio nacieron los escritores Guillermo y Alberto Blest Gana. La familia Blest Gana no tuvo mayor contacto con los Blest Ugarte, viviendo estos últimos en una situación austera.[1] El padre de Clotario Blest falleció cuando él era un niño, por lo que su madre debió mantenerlo a él y a sus hermanos con su sueldo de profesora.

Blest cursó sus estudios primarios en una escuela pública. Posteriormente ingresó al Seminario Pontificio de Santiago, gracias a una beca que le consiguieron unos parientes. Durante los nueve años que estuvo en el internado del Seminario, tuvo como profesores a José María Caro y a Fernando Vives Solar, quienes influyeron en su forma de pensar.[5]

En 1921, año en que regresa a Santiago, su madre era directora de escuela, su hermana Leopoldina estudiaba en la Escuela Normalista, y su hermano Fernando seguía la carrera militar. Debido a los problemas económicos de la familia, Blest optó por trabajar en vez de estudiar en la universidad.[9]

Inicios de la actividad social

Blest comenzó su actividad social durante los años 1920. En aquella época ingresó a un círculo de estudios llamado El Surco, que era dirigido por el sacerdote Guillermo Viviani Contreras. El objetivo de la organización era luchar por una legislación a favor de la clase trabajadora, promoviendo principalmente la creación de sindicatos.[11] También perdió contacto con Viviani, luego que el sacerdote hiciera público su apoyo al fascismo. Por esos años participó en diversas manifestaciones callejeras y mítines donde conoció a varios sindicalistas ácratas de la capital.

Al mismo tiempo formó parte de la Unión de Centros de la Juventud Católica, organización que reunía a obreros jóvenes interesados en aprender del cristianismo y debatir los asuntos que ocurrían en el país. La organización surgió como contrapartida a la Asociación Nacional de Estudiantes Católicos, de tendencia aristocrática. En 1927 Blest fue elegido presidente de la Unión de Centros.[14]

Germen

Tras desligarse de "La casa del pueblo", Blest fundó en 1928 el grupo Germen, que buscaba difundir principios cristianos distintos a los del sector conservador de la Iglesia Católica, además de apoyar la lucha de los trabajadores. Su logo consistía en una cruz acompañada de una hoz y un martillo. Germen tuvo una revista homónima, en la cual Blest escribía las editoriales y algunos artículos.[17]

Se ha desfigurado a Cristo ante las masas hasta el extremo de hacerlo odioso. Silencio alrededor del obrero que es Cristo: mucha palabrería alrededor del Dios que es rey. Se ha desfigurado a Jesús, mirándole sólo como Dios, y no como hombre y obrero, verdadero hermano nuestro según la carne, donde Él quiere y desea y pide ser imitado y amado.

En 1931, el sacerdote Fernando Vives, que había regresado al país, fundó la Liga Social de Chile, donde también participó Blest. Era una agrupación que ante los problemas económicos del país postuló una economía corporativa, cuya base eran las profesiones. Blest, en representación de la Liga, entregó su apoyo al proyecto de República socialista liderado por Marmaduque Grove, al existir ideas afines entre ambos. Sin embargo, el hecho fue criticado por algunos miembros de la Liga, lo que provocó la disolución del grupo.[18]

El grupo Germen apoyó durante este período al Partido Social Sindicalista, creado por Carlos Vergara Bravo, y al Partido Corporativo Popular, ambos de breve existencia.[20]

Agrupación Nacional de Empleados Fiscales

Logo de la ANEF.

Blest trabajó como empleado fiscal desde 1922 en la Tesorería General de la República. En 1929 fue nombrado Tesorero Comunal de Providencia, y en 1934 Tesorero Comunal de San Antonio. En esta última ciudad fundó una escuela nocturna para obreros, además de una sociedad protectora de animales.[23]

Clotario Blest en una manifestación de la ANEF

En los años posteriores la ANEF logró diversos beneficios para los empleados fiscales. Uno de ellos, la ley N° 7.747, que racionaliza la Administración Pública, fue propuesta por Blest.[27]

Central Única de Trabajadores

Logo de la CUT.

En paralelo a la presidencia de la ANEF, Blest desarrolló diversas medidas para lograr la unidad de los trabajadores del país, inspirado por la negativa situación económica que tenía Chile. Uno de su esfuerzos era lograr la reunificación de la Confederación de Trabajadores de Chile (CTCH), organización dividida durante los años 1940 por diferencias políticas de sus miembros.[30]

El régimen capitalista actual fundado en la propiedad privada de la tierra, de los instrumentos y medios de producción y en la explotación del hombre por el hombre, que divide a la sociedad en clases antagónicas, explotados y explotadores, debe ser sustituido por un régimen económico social que liquide la propiedad privada hasta llegar a la sociedad sin clases, en la que se asegure al hombre y a la humanidad su pleno desarrollo, […] La Central Única de Trabajadores realizará una acción reivindicacionista encuadrada dentro de los principios y métodos de la lucha de clases, conservando su plena independencia de todos los Gobiernos y sectarismos político partidistas. Sin embargo, la Central Única de Trabajadores no es una central apolítica: por el contrario, representando la conjunción de todos los sectores de la masa trabajadora, su acción emancipadora la desarrollará por sobre los partidos políticos, a fin de mantener su cohesión orgánica. […] La lucha sindical es parte integrante del movimiento general de clases del proletariado y de las masas explotadas, y en esta virtud no puede ni debe permanecer neutral en la lucha social y debe asumir el rol de dirección que le corresponde. En consecuencia, declara que los sindicatos son organismos de defensa de los intereses y fines de los trabajadores dentro del sistema capitalista. Pero, al mismo tiempo, son organismos de lucha clasista que señalan como meta para la emancipación económica de los mismos, o sea, la transformación socialista de la sociedad, la abolición de clases y la organización de la vida humana mediante la supresión del estado opresor."

Según Blest, la creación de la CUT se debió "no a determinadas personas o dirigentes, sino a la decidida voluntad de la clase trabajadora de llegar a esta unidad".[34]

Su madre falleció en enero de 1958, siendo sepultada junto a sus otros dos hijos y su marido.[38]

Labor internacional

Además de crear organizaciones sociales en Chile, Blest participó en diversas organizaciones internacionales. Durante los años 1950 participó en el Comité Nacional de Partidarios de la Paz en Chile, junto a figuras como Pablo Neruda y Gabriela Mistral. En 1955 fue nombrado por la Asamblea Mundial de la Paz como miembro del Consejo Mundial de la Paz, organismo dirigido por Frederic Joliot-Curie.[39]

Blest se opuso a las dictaduras de Batista en Cuba y al golpe militar de Castillo Armas en Guatemala. Tras la caída de Batista, presidió el Movimiento Nacional de Solidaridad y Defensa de la Revolución Cubana, y viajó a aquella isla en algunas ocasiones.[41]

Años 1960

Clotario Blest.

Tras su salida de la CUT, Blest fundó el Movimiento de Fuerza Revolucionario (MFR), organización que buscaba agrupar a las tendencias insurreccionales del país. Entre las medidas que buscaba el MFR se encontraba una "reforma agraria integral, disolución del Ejército, formación de milicias sindicales, autogestión de las unidades productivas y socialización de la sociedad".[44]

En 1963, mientras se rumoreaba que la izquierda llevaría como candidato presidencial a Baltazar Castro, Salvador Allende se reunió con el MFR para que lo apoyaran en una candidatura independiente. Sin embargo, cuando el Frente de Acción Popular se enteró de este pacto, nombró a Allende como su candidato.[47]

La Catedral Metropolitana de Santiago fue tomada por el grupo Iglesia Joven en agosto de 1968, como señal de protesta ante el trato de la Iglesia Católica con los sectores más desposeídos de la sociedad. Entre los responsables de la toma estuvo Clotario Blest.

El 11 de agosto de 1968 participó en la toma que el movimiento Iglesia Joven hizo de la Catedral Metropolitana de Santiago, en la cual desplegaron un lienzo que decía: "Por una Iglesia junto al pueblo y su lucha". El grupo estaba compuesto por sacerdotes, religiosas y laicos. El acto buscaba criticar la actitud que la Iglesia Católica había tenido hasta ese momento con las clases más desprotegidas, y la instaba a un cambio hacia la humildad y un mayor acercamiento al Evangelio.[50] Al año siguiente la organización se disolvió.

Años 1970: Unidad Popular y Régimen Militar

A comienzos de la década, Blest participó en la fundación del "Comité de los Sin Casa" (que realizaba tomas de terreno que eran ocupados por trabajadores sin vivienda), y del Comité de Defensa de Derechos Humanos (CODEH).[56]

La mañana del 11 de septiembre de 1973, mientras las fuerzas armadas llevaban a cabo el golpe de Estado que derrocó a Salvador Allende, Blest se dirigió al palacio de la Moneda para apoyar al presidente. Sin embargo, antes de poder llegar fue obstaculizado por una patrulla que lo obligó a devolverse.[60]

Su casa sirvió de refugio para perseguidos políticos, ayudándolos incluso a conseguir asilo en las embajadas.[63]

Durante los años del Régimen Militar adoptó un método de protesta no violenta, inspirado por Mahatma Gandhi y Martin Luther King, además de las enseñanzas de Cristo.[66]

Últimos años de vida

Mausoleo de la familia Blest Riffo, en el cual se encuentra la tumba de Clotario Blest ( Cementerio General de Santiago).

Blest tuvo una vejez solitaria, acompañado solamente por sus mascotas y por dos jóvenes, Oscar Ortíz y Francisco Díaz, quienes lo ayudaban en sus tareas diarias.[69]

Aprovechando la visita del Papa Juan Pablo II a Chile en 1987, Blest le entregó una carpeta con antecedentes de las violaciones a los derechos humanos efectuadas durante dictadura, además de un petitorio contra la condena a muerte de algunos presos políticos.[71]

Durante sus últimos años de vida sufrió varios malestares físicos y enfermedades, además de una situación económica precaria. Tras ser internado en el Hospital del Trabajador, y dado que su casa no cumplía con las condiciones mínimas para vivir, Blest solicitó ser trasladado al convento de los franciscanos. Si bien solo se permitía que los religiosos vivieran en el lugar, el superior del convento Juan de Dios Hernández permitió que el dirigente fuera cobijado allí. El 17 de noviembre de 1989 Blest fue nombrado Hermano Terciario Franciscano Seglar.[73]

Clotario Blest falleció la madrugada del 31 de mayo de 1990, y fue velado en el templo de San Francisco. Su funeral se realizó al día siguiente, siendo despedido por sindicalistas, políticos, sacerdotes, estudiantes, y trabajadores en general. Patricio Aylwin, Presidente de la República, expresó: "Tenía un gran aprecio y admiración por Don Clotario que fue un hombre que dio testimonio. Él vivió y sacrificó oportunidades de una vida holgada, entregado a sus ideales de profunda formación cristiana".[74] El cuerpo del dirigente fue sepultado en el Cementerio General de Santiago.

Other Languages
italiano: Clotario Blest