Cilindro de Ciro

El Cilindro de Ciro.
El Cilindro de Ciro, visto desde el lado opuesto.

El Cilindro de Ciro es una pieza cilíndrica de arcilla que contiene una declaración en cuneiforme acadio babilonio del rey persa Ciro el Grande (559-529 a. C.) En ella, el nuevo rey legitimo su conquista y toma medidas políticas para ganarse el favor de sus nuevos súbditos. Data del siglo 6 BCE y fue descubierto en las ruinas de Babilonia en Mesopotamia (Iraq hoy en día)[1] .

Fue descubierto en 1879 por el asirio- británico Hormuz Rassam durante la excavación del templo de Marduk en Babilonia. Consiste en dos fragmentos, llamados "A" y "B". El primero permaneció en el Museo Británico desde su descubrimiento, mientras que el segundo fue custodiado en la Universidad de Yale hasta su traslado al Museo Británico, donde se encuentra actualmente.

El texto en el cilindro alaba a Ciro, muestra su genealogía y lo representa como un rey entre un linaje de reyes. El rey babilón Nabonido quien fue vencido por Ciro, es denunciado como un opresor impío de la gente de babilonia, y sus orígenes humildes se contrastan implícitamente con la herencia real de Ciro. El victorioso Ciro es mostrado como un elegido del dios babilón Marduk para restaurar la paz y el orden a los babilones. El texto dice que Ciro fue bienvenido por la gente de Babilonia como su nuevo gobernante y entró en paz a la ciudad. Pide también a Marduk que proteja y ayude a Ciro y a su hijo Cambises II. Habla de Ciro como un benefactor de los ciudadanos de Babilonia quien mejoró sus vidas, repatrió a la gente que fue desplazada y restauró templos y lugares de culto por toda Mesopotamia y otras áreas de la región. Concluye con una descripción sobre cómo Ciro reparó la muralla de la ciudad de Babilonia y encontró una inscripción similar puesta allí por otro rey.[2]

El texto del cilindro ha sido visto tradicionalmente por eruditos bíblicos como evidencia que corrobora la política de Ciro de repatriar a la gente judía luego del Cautiverio de Babilonia[14]

Contexto histórico

El 12 de octubre de 539 a. C. ( calendario juliano, 7 en el calendario gregoriano, 15 de Tashritu en el calendario babilonio) el ejército persa entró en Babilonia sin resistencia. El 29 de octubre, el propio Ciro llegó a la ciudad, ostentando los títulos de "rey de Babilonia, rey de Sumer y Acad, rey de las cuatro partes del mundo."

A pesar de contener frases en las que Ciro habla en primera persona, la redacción del cilindro fue encomendada a sacerdotes babilonios, quienes utilizaron modelos babilonios y asirios. El cilindro fue depositado en los cimientos de las murallas de Babilonia, una práctica habitual en la antigua Mesopotamia, para conmemorar las reparaciones ordenadas por Ciro.[15] Entre otros textos favorables a Ciro y escritos desde el punto de vista de la casta sacerdotal de Babilonia, se halla el "Relato contra Nabonido" [3].

Other Languages
Afrikaans: Koressilinder
العربية: أسطوانة قورش
беларуская: Маніфест Кіра
български: Цилиндър на Кир
bosanski: Kirov cilindar
čeština: Kýrův válec
Esperanto: Ciro-cilindro
hrvatski: Kirov cilindar
Bahasa Indonesia: Silinder Koresh
Limburgs: Cyruscilinder
Bahasa Melayu: Silinder Cyrus
Nederlands: Cyruscilinder
norsk bokmål: Kyrossylinderen
پنجابی: سائرس سلنڈر
português: Cilindro de Ciro
srpskohrvatski / српскохрватски: Kirov cilindar
српски / srpski: Киров ваљак
Türkçe: Kiros Silindiri
українська: Маніфест Кира