Catedral de Tánger

Fachada principal de la Catedral de Tánger (Marruecos)

La Catedral de Tánger o Catedral de Nuestra Señora de Lourdes, sede de la archidiócesis de Tánger y conocida en la homónima ciudad marroquí como La Catedral Española, es el único exponente tangerino de la arquitectura modernista española de la segunda mitad del siglo XX en Marruecos.

Arquitectura

El templo, inaugurado en 1961, fue proyectado y construido con técnicas arquitectónicas modernas guardando las proporciones clásicas por el arquitecto Luis Martínez-Feduchi Ruiz.

En el ábside de la catedral destacan las vidrieras del artista alicantino Arcadio Blasco, que constituyen uno de los mayores atractivos de la catedral.

Los restos del padre José María Lerchundi, misionero en Marruecos durante más de treinta años, descansan en una cripta subterránea bajo la iglesia.[1]

Interior de la Catedral de Tánger (Marruecos)
Other Languages