Catedral de Nuestra Señora de la Huerta de Tarazona

Catedral de Nuestra Señora de la Huerta de Tarazona
Bien de interés cultural, Monumento Nacional[1]
(según declaración de 03-06-1931)
Tarazona - Catedral de Nra Sra. de la Huerta 19.jpg
Vista general del templo.
Tipo Catedral
Advocación Virgen de la Huerta
Ubicación Flag of Tarazona Spain.svg Tarazona,
Flag of Zaragoza province (with coat of arms).svg  Zaragoza,
Flag of Aragon.svg  Aragón,
Flag of Spain.svg  España
Coordenadas 41°54′10″N 1°43′30″O / 41.9028, 41°54′10″N 1°43′30″O / -1.7251
Uso
Culto Católico
Diócesis Tarazona
Arquitectura
Construcción 1162- 1232
Estilo arquitectónico Gótico, mudéjar, Renacentista
Identificador como monumento RI-51-0001044
catedraldetarazona.es
[ editar datos en Wikidata]

La catedral de Nuestra Señora de la Huerta de Tarazona es el templo cabeza de la diócesis homónima. Se encuentra en la ciudad española de Tarazona, Zaragoza, Aragón.

Iniciada su construcción en el siglo XII con planta gótica clásica, fue posteriormente reformulada su decoración en estilo mudéjar. Precisamente es considerada como uno de los exponentes de este estilo arquitectónico, siendo una de las escasas catedrales mudéjares de España, junto con la de Teruel. En el siglo XVI también se realizaron importantes obras en estilo renacentista, de tal modo que la catedral es una suma de estilos, conformando un rico y variado conjunto monumental.

Se le denomina como la Capilla Sixtina del renacimiento español [2] por las pinturas únicas que alberga en la cabecera y en el cimborrio, redescubiertas tras su gran restauración y ocultas durante siglos.

Ubicación

La Catedral de Tarazona se sitúa en la actual plaza de la Seo, en la margen derecha del río Queiles y junto al renacentista Palacio de Eguarás. Como se puede observar, se encuentra en una zona alejada del núcleo medieval, mucho más elevado y al otro lado del río. Es habitual que las catedrales tan antiguas se encuentren en el centro medieval de las ciudades y dentro del recinto amurallado. Sin embargo, la ubicación extramuros de la catedral de Tarazona hacen de ella una curiosa singularidad. Parece ser que la explicación podría encontrarse en los restos arqueológicos de origen romano que han aparecido debajo del atrio catedralicio y que conforman varios edificios importantes del siglo IV, decorados con grandes mosaicos. Ello vendría a confirmar que el espacio actual sobre el que se alza la catedral ya había sido un lugar de gran importancia urbanística en la Turiaso romana y por tanto justificaría ahí esta construcción.

Other Languages