Castro Urdiales

Castro Urdiales
Municipio y ciudad de España
Vista del puerto, la Iglesia de Santa María de la Asunción y el Castillo-Faro de Santa Ana
Castillo-Faro de Santa Ana y Puente Medieval Iglesia de Santa María de la Asunción
Ayuntamiento Viviendas historicistas en la Avenida de la Constitución
Monumento a Ataúlfo Argenta Pedregal Seña Santiago

Bandera de Castro Urdiales.png
Bandera
Coat of Arms of Castro Urdiales.svg
Escudo
Himno: Bendito Castro del alma
Castro Urdiales ubicada en España
Castro Urdiales
Castro Urdiales
Localización de Castro Urdiales en España
Castro Urdiales ubicada en Cantabria
Castro Urdiales
Castro Urdiales
Localización de Castro Urdiales en Cantabria
Coordenadas 43°23′04″N 3°12′54″O / 43.384444444444, 43°23′04″N 3°12′54″O / -3.215
Entidad Municipio y ciudad de España
 • País Flag of Spain.svg  España
 • Provincia Flag of Cantabria (Official).svg  Cantabria
Alcalde Ángel Fernando Díaz-Munío Roviralta LogoCastroverde con caracol.jpg
Eventos históricos  
 • Fundación Flaviobriga ( 74 d.C.)
Superficie  
 • Total 96.72 km²
Altitud  
 • Media 19 m s. n. m.
Distancias 35 km a Bilbao
75 km a Santander
Gentilicio castreño/a.
Código postal 39700[3]
Hermanada con

Bandera de Francia Cabourg ( Francia)
Bandera de Francia Aire-sur-l'Adour ( Francia)
Bandera de España Bucraa ( Sáhara Occidental)

Bandera de España Jerez de la Frontera ( España)
Población 31833 hab. (2015)
Densidad de población 332,34 hab./km²
Sitio web www.castro-urdiales.net
[ editar datos en Wikidata]

Castro Urdiales es una ciudad y municipio costero situado en el norte de España (en Cantabria). Linda por el este y sureste con los municipios vizcaínos de Musques, Sopuerta, Trucíos y Arcentales; por el oeste y suroeste, con el municipio cántabro de Liendo; y por el sur, con el de Guriezo. La ciudad se sitúa a 75 kilómetros de Santander (Cantabria), y a 35 kilómetros de la villa de Bilbao (Vizcaya).

Con una superficie de alrededor de 96 km², Castro Urdiales es uno de los municipios costeros más poblado de la Costa Cantábrica con 32.144 habitantes, (INE 2014), en Cantabria sólamente Santander y Torrelavega tienen más población ( ver tabla).[4]

Castro Urdiales a su vez es la capital del municipio. Está ubicada a 19 metros sobre el nivel del mar.

Historia

Prehistoria

Figura de joven Neptuno proveniente del castro de Pico Cueto, depositada en el MUPAC.

Las pinturas rupestres encontradas en la Cueva de La Peña del Cuco, en la Cueva de Urdiales, en la Cueva de La Lastrilla, en la Cueva de La Dársena y en la Cueva Macizo de Juan Gómez demuestran que la zona estaba poblada en la prehistoria. Estas manifestaciones de arte rupestre además han permitido conocer materiales y restos arqueológicos.

Se han encontrado castros prerromanos en la peña de Santullán,[8]

La actividad humana pudo iniciarse en el primer milenio a. de C., en el poblado austrigón de la Peña de Sámano, donde se estableció la colonia romana de Portus Amanum que fue convertida por el emperador Tito Flavio Vespasiano en civitas, con el nombre de Flaviobriga, en el año 74 d. de C.

Época romana

Ya en la época romana, Plinio el Viejo habla en su Historia Natural de la existencia del Portus Amanum o puerto de los Amanos, que forman parte de los Autrigones y del Castrum Vardulies o castro de los várdulos. Este establecimiento indígena estaba poblado por un grupo tribal pre-romano, los sámanos, de donde surge el nombre del valle de Sámano y el río. Se piensa que este pueblo poseía un nivel cultural alto como lo demuestra la escultura de bronce de 14 cm de altura llamada "Neptuno Cántabro", que posiblemente representó a una divinidad indígena que sostiene un delfín en una mano y en la otra posiblemente un tridente. Este grupo se dedicaba a la pesca, agricultura y ganadería, ya que el territorio era favorable para estas prácticas. Se han encontrado varios restos de cerámicas de bronce, de hierro y restos de trigo, conchas y excrementos.

Ptolomeo dice que esa parte de la costa pertenecía a las tierras de los autrigones. Una posible explicación de estas discrepancias sería que caristios y autrigones fuesen parte de los várdulos. En el año 74, se establece en ese territorio la colonia romana de Flaviobriga, que debe su nombre al emperador romano Tito Flavio Vespasiano y cuya terminación en briga indica un origen inequívocamente céltico.[9] Era una Colonia y Convento jurídico, con jurisdicción sobre nueve ciudades: Uxama, Segisamunculo, Antecuja, Deóbriga, Vindelia, Salionica, Tritium, Metallum y Viruesca.

Más tarde, en el siglo X, Luitprando escribe que Flaviobriga era la capital de los pueblos Amanos, que forman parte de los Autrigones.La colonia conserva su importancia durante los siglos II y III, como lo demuestra la construcción de la muralla el año 140 y la reparación en la vía que la unía con el interior, el año 237, último del emperador Maximino, como consta en una columna en esa vía, encontrada cerca de Valmaseda, donde dice Al Emperador César Cayo Julio Vero Maximino, .... porque repararon y reconstruyeron los puentes caídos por su antigüedad; cuidando de ello Quinto Decio, Capitán de la Legión Augusta Gémina de los Pretorianos.

Desde el siglo III d. de C. hasta principios del siglo XII, se produjo una profunda crisis motivada por las guerras con los visigodos y los normandos.

Al igual que muchos pueblos del litoral cantábrico, fue probablemente devastada por los hérulos o por los visigodos en el siglo V. Según la crónica de Hidacio, refiriéndose al año 426, cuando Teodorico I derrotó a hérulos o suevos junto al río Órbigo

Ad sedes propias redeuntes, Cantabriarum et Vardaliarum loca maritima crudelissme deproedatio sunt

Edad Media

No se sabe si Flaviobriga desapareció en esas guerras, o más tarde, o si simplemente no desapareció.

Hauberto Hispalense dice que fue reparada o reedificada por los cántabros en el año 585.

Sufrió probablemente el ataque de los normandos, que el año 846 recorrieron el Cantábrico a sangre y fuego, y no se vuelven a tener noticias históricas fidedignas hasta que en 1037 queda integrada en el reino de Pamplona; el 28 de mayo de 1040, García IV el de Nájera entrega en arras a su esposa Estefanía de Foix, Sámano y Castro entre otros territorios, con sus señores correspondientes; en 1102 con motivo de la visita del obispo de Burgos, aparece en un documento con el nombre de Castrum Ordiales, fue a este asentamiento al que Alfonso VIII otorgó en 1163 privilegio de villazgo y fuero, según el modelo de Logroño, a fin de apoyar la comunicación marítima de Castilla con Inglaterra y Francia, convirtiéndose en la primera villa marítima castellana. Parece que la persona que sugirió esta decisión al monarca fue don Lope Díaz de Haro, antiguo señor de Vizcaya y tenente de Castro Urdiales y las Merindades de Castilla Vieja.

Castillo-Faro de castro Urdiales.

La actividad principal de Castro Urdiales en la Edad Media era principalmente marítima. Desde la construcción naval en los astilleros de Sámano, en el río Brazomar, hasta la participación en la Reconquista aportando naves y hombres a la marina de Castilla, pasando por la pesca, la caza de ballenas y el comercio marítimo.

En 1163, en la ciudad de Burgos, Alfonso VIII de Castilla concede a Castro Urdiales el título de villa a través del Fuero de Logroño. Es de notar la importancia en ese momento de la villa, y de los servicios prestados a la corona, ya que es la primera de la costa cantábrica en recibirlo. Santander no lo recibe hasta el año 1187, Laredo en 1201, Bermeo en 1236 y Bilbao en 1300.

En tiempos de Fernando III el Santo, naves de Castro Urdiales participan en la conquista de Sevilla.

Puerto de Castro Urdiales. Al fondo la iglesia de Santa María de la Asunción, el faro del castillo de Santa Ana y el puente medieval.

En 1262, en tiempos de Alfonso X el Sabio, participa de forma importante, junto con las Cuatro Villas, en la repoblación de Cádiz, recientemente reconquistada.

En 1296 se crea en Castro Urdiales la Hermandad de la Marina de Castilla con Vitoria o Hermandad de las Marismas, en la que participan San Vicente de la Barquera, Santander, Laredo, Castro Urdiales, Bermeo, Guetaria, San Sebastián y Vitoria. La finalidad principal de la Hermandad es proteger el comercio marítimo y aliarse con el Rey para mantener los fueros y evitar abusos de la nobleza. Esta Hermandad mantuvo enfrentamientos continuos con los ingleses, especialmente con los asentados en Bayona.

En el siglo XIII se construye la Iglesia de Santa María de la Asunción.

En esta época surge la divisa de la ciudad, que sobrevive hasta nuestros días. El texto original dice así:

Castro soy y Castro he sido
Asiento en firme Montaña
Y a la Corona de España
Con lealtad siempre he servido
Armas, Escudo y Señal
Castillo, Puente y Santa Ana
Naos, Ballena y mar llana
Son de Castro la Leal

También existe otra versión, en la que cambia el comienzo de la divisa:

Castro soy y siempre he sido,
Vizcaya firme en mi asiento,
Y a España con noble aliento
Y lealtad siempre he servido

Esta última divisa se usó entre los años 1394 y 1471. En 1394, Castro Urdiales se unió al señorío de Vizcaya buscando protección ante las luchas de banderías. El 26 de agosto de 1463 suscribió en la casa de Juntas de Guernica el Fuero Viejo de Vizcaya de 1452.Al señorío de Vizcaya perteneció hasta el año 1471, cuando solicitó y obtuvo su separación, a través de una cédula despachada por Pedro Fernández de Velasco, señor de la Casa de Salas, conde de Haro y camarero mayor de Juan II de Castilla.

"El Noble Cabildo de Navegantes y Mareantes del Señor Santo Andrés", fue fundado por privilegio de Enrique III en 1395 y confirmado por Felipe II en 1548.

Edad Moderna

Con el descubrimiento de América, se produce el resurgimiento comercial de Castro, dedicándose casi en exclusiva a la actividad mercantil con las colonias de ultramar y abandonando prácticamente el comercio con la Europa Atlántica.

A finales del siglo XVI, las pestes que asolaron la ciudad unidas con los continuos temporales, hicieron que la población de la ciudad descendiera notablemente. Es por ello que Castro comienza a perder importancia paulatinamente, y junto con las villas de Laredo, San Vicente de la Barquera y Santander forma el corregimiento de las cuatro Villas de la Marina de Castilla, cuyo corregidor residía en Laredo.

En 1588, participa en la aventura de la Armada Invencible con 15 naves y unos 400 hombres, que se integran bajo el mando de Don Antonio Hurtado de Mendoza.

En 1676, se realizaron gestiones para segregarse del Corregimiento e integrarse de nuevo en el Señorío de Vizcaya, gestiones que fracasaron por la oposición de la villa de Bilbao, que usufructuaba las ventajas forales para el comercio; en 1738, a cambio de una donación de 140.000 escudos, obtuvo permiso de Felipe V para incorporarse otra vez al Señorío de Vizcaya.; en 1741 volvió al Corregimiento de las 4 villas. De 1745 a 1763 permaneció en una situación administrativa anómala, fuera de la jurisdicción castellana y de la vizcaína, tras haber intentado sin éxito volver al señorío. En 1763, Carlos III restituyó a la villa al Corregimiento de las 4 villas.

La última sesión de Ayuntamiento en que se trató la incorporación a Vizcaya, se produjo el 30 de octubre de 1774.

De 1799 a 1801, fue incluida en la provincia marítima de Santander. En 1833, pasó a formar parte de la provincia de Santander.

Edad Contemporánea

La playa de Brazomar en Castro Urdiales.

El 11 de mayo de 1813 es tomada, tras fuerte resistencia, por las tropas napoleónicas franco- italianas del General Foix. La ciudad queda prácticamente destruida, y parte de los defensores consiguen escapar en buques ingleses.[10]

A mediados del siglo XIX, se produce un resurgimiento de la villa debido a las actividades mineras, y a la creciente importancia de la pesca y las fábricas de conservas de pescado. Esa importancia creciente queda patente cuando el 18 de diciembre de 1909, el Rey Alfonso XIII concede a la entonces Villa de Castro Urdiales el título de ciudad.

En 1924, tras un proceso separatista, la corporación decidió por 14 votos contra 1 la anexión a Vizcaya. Debido a que el diputado por Castro en la Diputación provincial y el resto no llegaron a ningún acuerdo, ésta dimitió en pleno. Esta petición de anexión fue derivada de la nula distribución de medicamentos contra la terrible gripe española en 1918 por parte de la diputación provincial de Santander, que dejó en el olvido la región castreña. El municipio recibió ayuda por parte de las autoridades vizcaínas y fue esta situación la que llevó a la población local a pedir su anexión a la provincia vasca. La posterior corporación municipal, designada por la dictadura primoriverista, y la nueva diputación de la provincia desestimaron la solicitud de la corporación castreña saliente.[11]

Hoy en día es una ciudad turística y residencial. A principios del 2007 Castro Urdiales contaba con una población censada de 29.660 habitantes, superando la cifra de los 30.000 a lo largo del mismo año.[12] Castro Urdiales es el tercer municipio con más población de Cantabria (superando a Camargo) y el noveno en superficie ( ver lista). Las cifras de población hacen referencia a la población de derecho por lo que cabe destacar, que en verano el municipio ve incrementado su población en una gran cuantía, superando con creces su población de hecho durante dicha época.

Other Languages