Castillo de Rochers-Sévigné

Fachada y capilla.

El castillo de Rochers-Sévigné, antigua residencia bretona de Madame de Sévigné, es un palacete gótico del siglo XV situado en las proximidades de Vitré en Ille-et-Vilaine.

El pequeño castillo fue edificado sobre una colina rocosa —de donde viene su nombre— por los antepasados de Henri de Sévigné, aristócrata bretón que en 1644 se unió en matrimonio con Marie de Rabutin-Chantal, futura Marquesa de Sévigné. La residencia se construyó con planta en forma de L y posee dos torres. Está dotada, además, de una capilla de forma octogonal, construida por la Marquesa en 1671, establos y dependencias añadidos en el siglo XVII.

El jardín de estilo francés fue creado en 1689 y restaurado en 1982. El conjunto está bordeado por un parque poblado de árboles y la Marquesa le puso nombre a todas sus avenidas. Madame de Sévigné, que poseía otras muchas propiedades, residiría largas temporadas en este castillo tras la muerte de su marido. En esta residencia escribió muchas de las famosas cartas dirigidas a su hija.

La propiedad pertenece aún a lejanos descendientes de la familia Sévigné. Se pueden visitar la capilla y una parte del palacete donde encontramos retratos de la familia y algunos objetos que pertenecieron a la Marquesa.

L'arrière du manoir.
Other Languages