Casino de Agua Caliente

El Casino de Agua Caliente se construyó en Tijuana, México, en 1927, con motivo de la ley seca de EE. UU.. Fue famoso por ser el único en la región, ya que después de éste, los casinos más próximos estaban hasta Ensenada y Mexicali.

Como consecuencia de la Ley Volstead promulgada a principios de siglo XX en Estados Unidos de Norteamérica (Ley seca que prohibía los juegos de azar y las bebidas alcohólicas), surgieron varios establecimientos turísticos para satisfacer esas “distracciones” tan repentinamente cercenadas a los estadounidenses. Uno de estos enclaves fue Agua Caliente, construido con el capital de cuatro socios (entre quienes se encontraba Abelardo L. Rodríguez) que construyeron en 1927 la Compañía Mexicana de Agua Caliente.

El conjunto Arquitectónico

El proyecto fue concebido por el arquitecto Wayne McAllister quien fue un arquitecto Angelino Este proyecto en sus años fue el mejor casino del mundo.

Other Languages