Carlos Fermín Fitzcarrald

Carlos Fermín Fitzcarrald
Carlos Fermín Fitzcarrald.jpg
Información personal
Nombre de nacimiento Isaías Fermín Fitzcarrald López
Nacimiento 6 de julio de 1862 Ver y modificar los datos en Wikidata
San Luis, Áncash Bandera de Perú Perú
Fallecimiento 9 de julio de 1897 Ver y modificar los datos en Wikidata (35 años)
Alto Urubamba, Bandera de Perú Perú
Nacionalidad Peruana Ver y modificar los datos en Wikidata
Información profesional
Ocupación Empresario Ver y modificar los datos en Wikidata
[ editar datos en Wikidata]

Carlos Fermín Fitzcarrald López ( San Luis, Áncash, Perú, 6 de julio de 1862 - Alto Urubamba, 9 de julio de 1897), fue un comerciante cauchero y explorador peruano, fundador de la ciudad de Puerto Maldonado y descubridor del istmo que lleva su nombre el cual logró atravesar.[1] Desde 1988, por decreto supremo, su provincia natal, anteriormente denominada San Luis, en el departamento de Ancash, lleva su nombre en su honor.

Primeros años

Hijo del marino estadounidense retirado William Fitzgerald quien castellanizó su nombre a Guillermo Fitzcarrald y de la dama sanluisina Esmeralda López, descendiente de una antigua familia hacendada de la Zona de los Conchucos. Isaías Fermín, como fue bautizado el 6 de julio de 1862 fue el mayor de 7 hermanos, pasando sus primeros años en la ciudad ancashina de San Luis, donde además de aprender el idioma inglés con su padre, también dominó el quechua a temprana edad. A los 7 años ingresó al colegio nacional La Libertad de Huaraz y posteriormente estudiaría en el Liceo Peruano de Lima siguiendo los planes de su padre, quien deseaba que se formara como marino, para continuar con la actividad ancestral de los Fitzgerald.[2]

Durante sus vacaciones, emprendió viajes a Huánuco ayudando a su padre con la venta de mercadería en el curso alto de los grandes ríos; en 1878, al regresar a San Luis de uno de sus viajes de negocios, fue apuñalado en el estómago por Benigno Izaguirre, un co­nocido bandolero de la zona, saliendo con vida del in­cidente.[3]

Al morir su padre, y viendo truncados sus estudios sin el apoyo económico que este le brindaba, enrumbó hacia el oriente peruano con el fin de probar fortuna. Tomó los mapas de ríos peruanos de su padre y viajó hasta Huánuco, durante su estadía en esta ciudad es­talló la guerra con Chile y Carlos Fermín se enlistó con 17 años al ejército, poco después fue acusado de espía por carecer de documentos y tener mapas de los ríos orientales. Sometido a consejo de guerra fue condenado a muerte, pero afortunadamente el párroco quien le daría la extrema unción, lo reconoció gracias a que en sus viajes de misionero se hospedó en la casa de los López en San Luis y prestó juramento garantizando su conducta. Viajó a Loreto, donde se ocultó por casi diez años, cambiando su nombre a Carlos y alegando que era argentino.[4]

Other Languages