Carcharodontosaurus

Symbol question.svg
 
Carcharodontosaurus
Rango temporal: 112 Ma-93,5 MaCretácico Superior
Carcharodontosaurus.png
Taxonomía
Reino:Animalia
Filo:Chordata
Clase:Sauropsida
Superorden:Dinosauria
Orden:Saurischia
Suborden:Theropoda
Infraorden:Carnosauria
Superfamilia:Allosauroidea
Familia:Carcharodontosauridae
Subfamilia:Carcharodontosaurinae
Género:Carcharodontosaurus
Stromer, 1931
Especie tipo
Carcharodontosaurus saharicus
Depéret & Savornin, 1927
Otras Especies

Carcharodontosaurus iguidensis Brusatte & Sereno, 2007

[editar datos en Wikidata]

Carcharodontosaurus (en latín, «lagarto con dientes de tiburón») es un género de dinosaurios terópodos carcarodontosáuridos, que vivieron a mediados del período Cretácico, hace aproximadamente entre 112 y 93,5 millones de años, en el Cenomaniense, en lo que hoy es África. Es uno de los mayores dinosaurios predadores que se conocen, y compartió el mismo territorio y la misma época con Spinosaurus, otro dinosaurio carnívoro de gran tamaño.[2]​ En la actualidad se estima que los especímenes descubiertos hasta la fecha pertecenen a dos especies distintas: C. saharicus y C. iguidensis.

Descripción

Diente de Carcharodontosaurus.

Carcharodontosaurus fue un gran terópodo carnívoro cuyo tamaño rivaliza con otros terópodos de grandes dimensiones como por ejemplo Tyrannosaurus, Giganotosaurus o Spinosaurus. Las diferentes estimaciones de longitud y peso de la especie C. saharicus oscilan entre 12 y 13,3 metros de longitud y entre 6,2 y 15,1 toneladas de peso.[9]

Carcharodontosaurus tenía mandíbulas llenas de aserrados dientes parecidos a los de los tiburones (de ahí su nombre «lagarto con dientes de tiburón»), que tenían la función de desgarrar carne, por lo que sus presas morían desangradas, además sus patas delanteras tenían garras afiladas como garfios de carnicero para sostener a sus víctimas mientras las destrozaba con sus mandíbulas.

Comparación de los terópodos más grandes, C. saharicus en lila.

Los carcarodontosaurios tenían una visión bidimensional, como todo buen cazador. Tenían como todo carnosaurio unas largas y musculosas patas traseras, y rastros fosilizados indican que podían correr hasta 8,5 m/s (alrededor de 30 km/h), aunque ahora esta estimación es objeto de controversia. Con sus cuatro toneladas, caerse en plena carrera tal vez hubiese sido mortal para ellos, ya que sus patas delanteras eran probablemente demasiado pequeñas y faltas de fuerza muscular para detener la caída. A pesar del tamaño del animal, la fuerza mandibular de Carcharodontosauru no era muy alta, siendo superada fácilmente por Tyrannosaurus rex y ligeramente por Giganotosaurus pero similar o mayor a la de Spinosaurus.

Un estudio realizado por Donald Henderson, conservador de dinosaurios en el Museo Tyrrell, sugiere que Carcharodontosaurus fue capaz de levantar físicamente con sus mandíbulas animales que pesaban un máximo de 424 kilogramos. Esta estimación está basada en un estudio de la posible fuerza de sus mandíbulas y en el centro de gravedad de su masa corporal.[10]

El espécimen SGM-Din 1, un cráneo de C. saharicus, tiene una herida punzante circular en el nasal y «una proyección anormal del hueso en el borde anteorbital».[11]

Cerebro y oído interno

En 2001, Hans C. E. Larsson publicó una descripción del oído interno y el endocráneo de C. saharicus. A partir de la porción del cerebro más cercana a la punta del hocico del animal se encuentra el prosencéfalo, que es seguido por el mesencéfalo. El mesencéfalo está inclinado hacia abajo en un ángulo de 45 grados y hacia la parte posterior del animal. Esto es seguido por el cerebro posterior, que es más o menos paralelo al prosencéfalo y forma un ángulo de aproximadamente 40 grados con el mesencéfalo. En general, el cerebro de C. saharicus habría sido similar al de un dinosaurio relacionado, Allosaurus fragilis. Larsson encontró que la relación entre el cerebro y el volumen total del encefálo en Carcharodontosaurus era típica de un reptil no aviar. Carcharodontosaurus también tenía un nervio óptico grande.[12]

Los tres canales semicirculares del oído interno de C. saharicus, vistos desde el lado, tenían un contorno subtriangular. Esta configuración subtriangular del oído interno está presente en Allosaurus , lagartos, tortugas, pero no en aves. Los canales semicirculares eran en realidad muy lineales, lo que explica la silueta puntiaguda. En la vida, el lóbulo flocular del cerebro se habría proyectado en el área rodeada por los canales semicirculares, al igual que en otros terópodos no aviares, aves y pterosaurios.[12]

Other Languages
azərbaycanca: Karkarodontozavr
беларуская: Кархарадонтазаўр
беларуская (тарашкевіца)‎: Кархарадантазаўр
Bahasa Indonesia: Carcharodontosaurus
Bahasa Melayu: Carcharodontosaurus
ଓଡ଼ିଆ: Carcharodontosaurus
português: Carcarodontossauro
srpskohrvatski / српскохрватски: Karharodontosaur
Simple English: Carcharodontosaurus
slovenčina: Carcharodontosaurus
українська: Кархародонтозавр
Tiếng Việt: Carcharodontosaurus
中文: 鲨齿龙属