Campaña soviética de los Balcanes

Campaña soviética de los Balcanes
Frente Oriental - Segunda Guerra Mundial
Bundesarchiv Bild 183-J28413, Jugoslawien, deutscher Rückzug.jpg
Tropas de la Wehrmacht durante su retirada en Yugoslavia. Fotografía del 24 de noviembre de 1944.
Fecha4 de septiembre de 1944 - 15 de mayo de 1945[n. 1]
LugarBulgaria, Yugoslavia, Albania y Grecia (Península de los Balcanes)
ResultadoDecisiva victoria soviética
Consecuencias
Beligerantes
Fuerzas del Eje:
Bandera de Alemania Alemania Nazi
Bandera de Bulgaria Reino de Bulgaria[a]
Bandera de Croacia Estado Croata
Bandera de Serbia Serbia ocupada
Chetniks Flag.svg Chetniks
Aliados:
Bandera de la Unión Soviética Unión Soviética
Bandera de Rumania Reino de Rumania
Flag of the Bulgarian Homeland Front.svg Reino de Bulgaria[a]
Flag of Yugoslavia (1943–1946).svg Partisanos yugoslavos
Bandera de Reino Unido Reino Unido
Bandera de Grecia Resistencia griega
Bandera de Albania Partisanos albaneses
Comandantes
Bandera de Alemania M. von Weichs
Bandera de Alemania Alexander Löhr
Bandera de la Unión Soviética Fiódor Tolbujin
Flag of Yugoslavia (1943–1946).svg Josip Broz "Tito"
Flag of Yugoslavia (1943–1946).svg Peko Dapčević
Flag of the Bulgarian Homeland Front.svg Kiril Stanchev
Bandera de Albania Enver Hoxha
Bandera de la Unión Soviética Vladimir Zhdanov

a. El 9 de septiembre, tras un Golpe de Estado interno, Bulgaria cambió de bando y se pasó a los aliados.

La Campaña soviética de los Balcanes es el nombre que reciben el conjunto de operaciones llevadas a cabo por el Ejército Rojo y sus aliados en el flanco sur del Frente Oriental. El objetivo de todas ellas era tanto la expulsión de la Wehrmacht de la península de los Balcanes como, en la medida de lo posible, asegurar el control soviético de los países de la zona de cara al cercano futuro de posguerra.

Las fuerzas soviéticas en la zona, compuestas por el 2.º Frente Ucraniano de Rodión Malinovsky y el 3.er Frente Ucraniano de Fiódor Tolbujin, contaron con ayuda de las tropas profesionales de Rumania y Bulgaria, además de la fundamental colaboración de los partisanos yugoslavos de Josip Broz "Tito", los cuales venían manteniendo una firme resistencia frente a los los ocupantes alemanes desde 1941. A mediados de 1944 el sistema alemán de alianzas en los Balcanes se encontraba en una grave situación, debido a la fragilidad de su estructura política y la imposibilidad de la Wehrmacht de poder garantizar la defensa del territorio. De hecho, el Alto mando alemán (OKW) estaba más interesado en poder garantizar la retirada de las fuerzas alemanas de la zona y evitar que se vieran aisladas a consecuencia de los avances soviéticos.

La eventual retirada alemana de Grecia, donde tenían acantonado a un importante número de fuerzas, motivó que el Ejército británico se preparase para el envío de fuerzas que aseguraran el control del país y evitaran que la guerrilla comunista tomase el poder. En medio de la retirada alemana, la intervención británica en Grecia en apoyo de las facciones monárquicas constituyó el preludio del comienzo de la Guerra Civil Griega.

Antecedentes

Contexto histórico

En mayo de 1944 el coronel general Rodión Malinovsky, al frente del 2.º Frente Ucraniano, expulsó a los alemanes de los territorios que estos todavía conservaban en la Ucrania soviética, lanzando una primera invasión de los Balcanes junto al general Fiodor Tolbujin, jefe del más pequeño 3.º Frente Ucraniano (que hasta ese mes había estado bajo el mando de Malinovsky). La operación, denominada por la historiografía como 1.ª Ofensiva de Jassy-Kishinev, fracasó debido al éxito de la defensa germano-rumana en la zona de Besarabia.[1]

Varios meses después de este fracaso, el 2 de agosto el alto mando soviético emitió una nueva orden de comenzar la ofensiva en el sur.[4]

La campaña rumana

El 20 de agosto a las 6:00 a.m. la artillería del 2.º Frente comenzó el ataque previsto, mientras que la del 3.ºer frente hacía lo propio dos horas más tarde.[5]

La campaña rumana en el norte.

El 22, ante el avance soviético, las unidades cercadas abandonaron Iaşi y comenzaron la retirada hacia el sur, pero los soviéticos ya estaban para entonces cerrando el cerco e impidiéndolas escapar.[6]

El frente rumano de marzo a finales de agosto de 1944. En rojo, los avances de las unidades soviéticas; en amarillo, los de las rumanas; en azul, las unidades del Eje y la situación del frente.

El 23, cinco cuerpos de ejército alemanes se hallaban cercados en la bolsa al este del Prut, diez divisiones se refugiaban en los bosques al sur de Kishiniev y el 3.er ejército rumano se encontraba también completamente rodeado por las fuerzas soviéticas.[9]

El 26 las autoridades rumanas declaraban la guerra a Alemania.[11]

Nuevas órdenes del alto mando soviético supusieron la separación del II y el III Frente soviéticos: mientras este se dirigía hacia Bulgaria manteniéndose al este de Giurgiu, el primero se dividía en dos y enviaba parte de sus fuerzas (los ejércitos 40.º, 7.º y un grupo de caballería mecanizada) a los Cárpatos orientales mientras que otra (los ejércitos 27.º, 53.º y 6.º) se dirigía hacia los Cárpatos meridionales.[12]

Other Languages