Camino de Santa Fe

Camino de Santa Fe
Categoría UICN V ( Paisajes terrestres/marinos protegidos)
Map of Santa Fe Trail-NPS.jpg
Un mapa del camino de Santa Fe que muestra el estado político en 1845
Situación
Nombre original Santa Fe National Historic Trail
País Flag of the United States.svg  Estados Unidos
División Flag of Missouri.svg  Misuri
Flag of Kansas.svg  Kansas
Flag of Oklahoma.svg  Oklahoma
Flag of Texas.svg  Texas
Flag of New Mexico.svg  Nuevo México
Coordenadas 38°21′35″N 98°25′20″O / 38.3596, 38°21′35″N 98°25′20″O / -98.4223
Datos generales
Administración Servicio de Parques Nacionales
Grado de protección Sendero histórico nacional
Fecha de creación 1987
Longitud 1500 km
(Santa Fe- Franklin, 1821)[1]
[ editar datos en Wikidata]
Logo del Camino de Santa Fe de NPS

El camino de Santa Fe (también llamado en español senda, sendero, pista o ruta) (en inglés: Santa Fe Trail) ? fue una ruta de transporte de principios del siglo XIX que discurría a través del centro de América del Norte, conectando las ciudades de Independence (hoy en Misuri) y Santa Fe (hoy en Nuevo México). Siguiendo en parte las huellas que más de dos siglos antes hiciera la expedición del conquistador español Francisco Vázquez de Coronado (1540-1542), el explorador francés Pedro Vial, súbdito al servicio de España, estableció la que será luego la ruta del camino de Santa Fe viajando inicialmente desde Santa Fe del Yunque hasta San Luis de Illinues, es decir de oeste a este, enlazando las capitales españolas en esa época de Nuevo México y de la Alta Luisiana. Esta ruta fue primero usada por los novohispanos y, después del Tratado Adams-Onís (1821) fue utilizada también por los estadounidenses. El primero de ellos fue William Becknell, que en 1821 condujo una expedición comercial desde Franklin, donde residía, hasta Santa Fe. Santa Fe estaba cerca del final de El Camino Real de Tierra Adentro que llevaba al sur hasta México.

El camino fue utilizado en 1846 como la ruta para la invasión estadounidense de Nuevo México durante la guerra México-estadounidense.[2] Después de la adquisición por los EE. UU. del Suroeste que puso fin a la guerra, la pista ayudó a abrir la región al desarrollo económico y a los asentamientos estadounidenses, jugando un papel vital en la expansión de los EE. UU. en las tierras que había adquirido. La ruta sirvió como ruta comercial y militar vital hasta la llegada del ferrocarril a Santa Fe en 1880.

La ruta cruzaba la Comanchería, el territorio de los comanches, que exigían una compensación por garantizar el pasaje por la pista. Los comanches asaltaban rutinariamente a los viajeros estadounidenses lo largo del sendero, encontrando inaceptable tener que pagar una cuota por el paso hasta Santa Fe, y pronto, todos los comanches huyeron de la zona, abriendo la zona a los asentamientos estadounidenses.[3]

La ruta se conmemora hoy por el Servicio de Parques Nacionales (National Park Service) como el Santa Fe National Historic Trail, designado en 1987. Una carretera sigue más o menos el camino de la pista a través de toda la longitud de Kansas, la esquina sureste de Colorado y el norte de Nuevo México y ha sido designada como Santa Fe Trail National Scenic Byway.

Hay una película en blanco y negro llamada Camino de Santa Fe protagonizada por Olivia de Havilland, Errol Flynn y Ronald Reagan.

Historia

Arrival of the caravan at Santa Fe /Arrivo de caravana a Santa Fe, litografía publicada ca. 1844 cuando la ciudad aún era nominalmente mexicana.
Una parada de descanso a lo largo del Camino de Santa Fe.

El camino de Santa Fe fue una ruta de transporte abierta por los españoles a finales del siglo XVIII y utilizada después por los estadounidenses en el siglo XIX, que cruzaba el suroeste de América del Norte conectando la ciudad de Independence, Misuri, con Santa Fe, Nuevo México.

El explorador francés, al servicio de España, Pedro Vial descubrió y exploró la ruta en 1792 y en 1821 se estableció el camino de Santa Fe para aprovechar las nuevas oportunidades comerciales con México que acababa de obtener su independencia de España en la Guerra de Independencia de México. La ruta fue utilizada para transportar productos manufacturados desde el estado de Misuri en el Estados Unidos hasta la ciudad de Santa Fe del Yunque, que era la capital entonces del norteño estado mexicano de Nuevo México.

Las caravanas siguieron varias de las rutas del emigrante hasta los puntos del oeste cuando la filosofía política del Destino Manifiesto dominaba los debates políticos nacionales y muchas personas respondieron a la oportunidad de obtener tierras libres. Conectando las ciudades portuarias fluviales y los proveedores de caravanas hasta sus destinos, la pista fue fundamentalmente una importante ruta comercial que llevaba productos fabricados desde las llanuras centrales de Estados Unidos a los ciudades de la cabecera de la ruta St. Joseph e Independence (Misuri). En las décadas de 1820 y 1830 también fue importante esporádicamente el comercio inverso, llevando alimentos y suministros a los tramperos y cazadores de pieles y mountain mens abriendo el remoto Noroeste, especialmente el Noroeste Interior: Idaho, Wyoming, Colorado, y Montana —conectando a través de caminos de herradura (senderos del trampero/ Trapper's trail) hasta los puntos al norte para abastecer por tierra al lucrativo comercio de pieles.

El comercio Norte-Sur

La ciudad de Santa Fe era el punto terminal en el norte de El Camino Real de Tierra Adentro que llevaba por tierra, en dirección sur, hasta la Ciudad de México.

Este limitado tráfico comercial transitó el sitio que se convertiría en Fort Bent en Colorado (directamente en el Camino de Santa Fe) y la corta vida comercial del fuerte (nombre, propietario, gestión, datos todos inciertos) que se sentó a horcajadas sobre el punto del Trapper's Trail y la Senda de Oregón. Este puesto estaba a sólo ocho millas al este del sitio de Fort John (ahora Ft. Laramie) ( ca. 1833) en lo que se convirtió en la ruta de Oregón (1832-1834).[4] El fuerte perdido estaba en el mismo sitio donde fue fundado más tarde Fort Bernard (1866) en el este de territorio de Oregón (Wyoming). Que Fort Bernard despachó recuas de mulas de carga hasta Santa Fe es históricamente cierto. El primitivo fuerte y sus comerciantes lo son menos, y eso sugiere que podrían haber sido independientes, y no empleados de las grandes compañías del comercio de pieles. Independientemente de la falta de documentos explícitos, es conocido que había un ligero comercio con México que utilizaba la pista y el Trapper's Trail (Camino de los Tramperos).

La importancia de Santa Fe

Mapa de la Texas o Tejas española y mexicana (en amarillo) y el territorio pretendido por la proestadounidense República de Texas en 1836 (en color verde) que muestra las tierras reclamadas por Texas que incluía prácticamente la mitad oriental de Nuevo México y el sur de Colorado y , al sur, los actuales límites tejanos/texanos en el río Bravo o Grande del Norte impuestos en 1846; al oeste de los territorios pretendidos por Texas aparecen los territorios que todavía eran admitidos como mexicanos (en color naranja) hasta 1846.

En 1825 el gobernador de Nuevo México, Bartolomé Baca, encargó al comerciante Manuel Escudero de Chihuahua que negociara en Washington la apertura de las fronteras estadounidenses a los comerciantes de México. A partir de 1826, prominentes familias aristocráticas de nuevomexicanos, como los Chávez, Armijos, Pereas y Oteros entraron en el negocio del comercio a lo largo del camino, de modo que en 1843, los comerciantes procedentes de Nuevo México y Chihuahua ya eran mayoría entre los que participaban en el tráfico de bienes por el camino de Santa Fe.[5]

En 1835 la Ciudad de México había enviado a Albino Pérez para gobernar el departamento de Nuevo México como Jefe Político y como comandante militar. La República de Texas reclamaba Santa Fe como parte del territorio al norte y al este del río Grande reinvindicado tanto por México como por Texas después de su secesión de México en 1836. En 1837 las fuerzas de Rio Arriba (la parte superior del río Grande, es decir, el norte de Nuevo México) se rebelaron contra la forma en que Pérez aplicaba la reciente constitución mexicana, con nuevas leyes de impuestos que gravaban el comercio y el entretenimiento en Santa Fe, y las grandes concesiones de tierras de Nuevo México a los mexicanos ricos. Los nuevomexicanos habían llegado a apreciar las libertades relativas que suponía vivir en la frontera, en una región muy remota y alejada de la Ciudad de México. Los rebeldes derrotaron y ejecutaron al gobernador Albino Pérez, pero más tarde fueron expulsados por las fuerzas de Río Abajo (la parte baja del río Grande, o el sur de Nuevo México), dirigidas por el designado nuevo gobernador, Manuel Armijo (ca. 1793–1853).[6]

En 1841, una pequeña expedición militar y de comercio partió desde Austin, Texas, representando a la República de Texas y a su presidente Mirabeau B. Lamar. Su objetivo era convencer a la gente de Santa Fe y de Nuevo México para que cediese el control sobre el territorio en disputa con México, y el comercio asociado del Camino de Santa Fe. Teniendo conocimiento de los recientes disturbios políticos, creían que podrían ser bienrecibidos por la facción rebelde en Nuevo México. Conocida como Expedición Texas Santa Fe (Texas Santa Fe Expedition), los texanos encontraron muchas dificultades y fueron capturados posteriormente por el ejército mexicano del gobernador Armijo en medio de unas negociaciones poco honestas. Posteriormente fueron sometidos a malos tratos y privaciones durante la marcha obligada y tortuosa a la Ciudad de México, para ser juzgados y encarcelados.[7]

En 1842 el coronel William A. Christy escribió al presidente de Texas, Sam Houston, solicitando apoyo para un plan de Charles Warfield para reclutar fuerzas para derrocar a las provincias mexicanas de Nuevo México y de Chihuahua y devolver la mitad de los expolios de la República de Texas. Houston aceptó, con la condición de que la operación se llevase a cabo bajo el más estricto secreto. Charles fue nombrado coronel y trató de reclutar voluntarios en Texas, St. Louis, y en las Montañas Rocosas meridionales por una Expedición Warfield. Reclutó a John McDaniel y a un pequeño grupo de hombres en la vecindad inmediata de St. Louis, dando a McDaniel el rango de capitán de Texas. Después de que Charles se dirigiese hacia las montañas Rocosas con un compañero, McDaniel llevó a cabo un robo en abril de 1843 (en el actual condado de Rice, Kansas) de una caravana comercial poco protegida, que acabó con el asesinato de su líder Antonio José Chávez,[5]

Tras el asesinato de Chávez, Warfield comenzó a realizar unas limitadas hostilidades militares utilizando reclutas de las Rocosas meridionales. Hizo un ataque no provocado contra las tropas mexicanas fuera de Mora, Nuevo México, dejando cinco muertos. Los caballos de Warfield se perdieron en Wagon Mound por el esfuerzo de las fuerzas mexicanas que les perseguían, y después de llegar a Bent's Fort a pie, los hombres de Warfield se disolvieron. En febrero de 1843, el coronel Jacob Snively había recibido el encargo de interceptar las caravanas mexicanas a lo largo del Camino de Santa Fe, similar a la misión recibida por Warfield el año anterior. Después de la desbandada de los voluntarios bajo su mando, Warfield encontró y reunió a 190 hombre de Texas, el «Batallón de Invencibles» ("Battalion of Invincibles"), bajo el mando de Snively. El gobernador de Nuevo México Manuel Armijo dirigió a las tropas mexicanas desde Santa Fe para proteger a las caravanas entrantes, pero después de que los Invencibles fueran exterminadas por una partida de avanzada dirigida por el capitán Ventura Lovato, el gobernador se retiró. Después de esta batalla, la fuerza de Snively se redujo a poco más de 100 hombres por renuncias.[12]

Other Languages
italiano: Santa Fe Trail
한국어: 산타페 가도
Simple English: Santa Fe Trail