Caja de tapa y fondo

Tapa fondo.jpg

Una caja de tapa y fondo es un embalaje compuesto por dos piezas independientes, una que actúa de base a modo de bandeja, y otra que la cubre encajándose sobre ella. Se utiliza para productos que se conservan en la caja (ropa de cama, zapatos, juguetes, etc.), o a los que se accede en repetidas ocasiones ( bombones, bollería, etc.).

Características

Estas cajas se pueden fabricar en diversos materiales, siendo los más frecuentes el cartón ondulado y el cartoncillo. En ambos casos, el embalaje puede ser automontable (a mano) o mecanizable (necesita de una máquina de montaje para su formación). Para mostrar el producto al cliente, se puede troquelar una "ventana" en la tapa, a la que puede encolarse una lámina de plástico transparente.

Entre las ventajas de las cajas de tapa y fondo se encuentran su apertura intuitiva y la limpieza de la bandeja una vez descubierta en el punto de venta. Entre sus desventajas destacan:

  • La necesidad de contar de finales de línea específicos si se pretende envasar automáticamente.
  • El riesgo de desprendimiento de la tapa a lo largo de la cadena logística como por ejemplo en las cintas de transporte de los centros logísticos o a la hora de su manipulación manual.
Other Languages