César Dávila Andrade

César Dávila Andrade
Monumento a César Dávila, frente a la Casa de la Cultura .jpg
Información personal
Otros nombresEl Fakir
Nacimiento5 de octubre de 1918 Ver y modificar los datos en Wikidata
Cuenca, Ecuador Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento2 de mayo de 1967 Ver y modificar los datos en Wikidata (48 años)
Caracas, Venezuela Ver y modificar los datos en Wikidata
Causa de la muerteSuicidio
ReligiónRosacruz; Zen
Familia
FamiliaresJorge Dávila Vázquez
Información profesional
OcupaciónEscritor, poeta, corrector de textos, periodista y columnista Ver y modificar los datos en Wikidata
Años activoPeriodo de transición
MovimientoNeorromántico; neosurrealismo
SeudónimoCesar Ver y modificar los datos en Wikidata
Obras notables
FirmaFirma de César tomada de la edición cubana.jpg

César Dávila Andrade (Cuenca, 5 de octubre de 1918 - Caracas, 2 de mayo de 1967)[3]​.

Proveniente de una familia de bajos recursos, no consiguió acabar en su Ecuador natal sus estudios reglados. Después de un fugaz paso por Guayaquil, se trasladó a Quito en 1951[5]​, radicándose en Caracas, ciudad en la que trabajó de periodista hasta su suicidio.

También era conocido como El Fakir[6]​ tanto por su aspecto físico como por sus intereses sobre temas místicos e esotéricos.

En la obra del autor destacan sus poemas, aunque también escribió novelas cortas, cuentos, ensayos y numerosos artículos periodísticos[6]​.

Infancia y juventud

El poeta era hijo de un empleado público y un ama de casa que cosía para ayudar a sostener económicamente a la familia. No provenía de una familia de artistas, pero tanto un tío como un primo del autor eran escritores.[3]

Cursó la primaria en la escuela de los Hermanos Cristianos. Después se matriculó en el Normal "Manuel J. Calle" donde aprobó hasta el segundo curso. También estudió un año en la Academia de Bellas Artes.[5]

Durante esa etapa empezó a escribir poesías como simple pasatiempo. Su tío César Dávila Córdova era poeta y crítico y un primo hermano Alberto Andrade Arízaga era famoso en el periodismo azuayo por sus magistrales escritos que firmaba con el pseudónimo de Brummel. A este primo dedicaría en 1934 su primer poema conocido "La vida es Vapor", donde se nota el precoz uso de términos surrealistas.[6]

Para ayudar al mantenimiento de la casa ingresó de amanuense en 1936 a la Corte Superior de Justicia, con un sueldo bajísimo, que entregaba a su madre diciendo "ahora sí estoy feliz, porque ya no tengo medio en el bolsillo", aunque después le solicitaba préstamos para comprar cigarrillos de envolver.[2]

Other Languages