Buena Vista Social Club (documental)

Sinopsis argumental

En 1996, el compositor, productor y guitarrista Ry Cooder viajó sin éxito a Cuba hasta los Estudios Egrem, en La Habana, interesado en cierta música con ritmos provenientes de África. Esto no le impidió conocer a un grupo de legendarios músicos cubanos, que habían pasado prácticamente al olvido, cuyas edades fluctuaban entre los 60 y 80 años. Filmado en 1998, este documental registra el regreso de Cooder a Cuba, ocasión en la que se reúne con el vocalista Ibrahim Ferrer y el resto de los músicos para grabar el CD "Buena Vista Social Club", álbum ganador de un Grammy cuyo éxito fue aclamado internacionalmente. El director de cine Wim Wenders, junto a un reducido grupo de filmación, observó a los músicos en el estudio y rastreó sus vidas en La Habana. Así se dio inicio a este documental, que registra el viaje de los ancianos desde su país natal hasta la ciudad de Ámsterdam -donde ofrecieron dos conciertos-, y que finaliza en Nueva York, con una presentación en el Carnegie Hall.

El documental inicia con una escena en que el fotógrafo Raúl Corrales Fornos exhibe algunas de sus fotografías más famosas.

Other Languages