Batalla de Creta

Batalla de Creta
Parte del Frente del Mediterráneo en la Segunda Guerra Mundial
German paratroopers jumping From Ju 52s over Crete.jpg
Paracaidistas alemanes en Creta
Fecha 20 de mayo - 1 de junio de 1941
(12 días)
Lugar Creta, Grecia
Coordenadas 35°13′00″N 24°55′00″E / 35.2167, 35°13′00″N 24°55′00″E / 24.9167
Resultado Victoria estratégica del Eje
Cambios territoriales La isla de Creta es capturada por las Fuerzas del Eje
Beligerantes
Bandera de Alemania nazi  Alemania
Bandera de Italia Italia
Bandera de Reino Unido  Reino Unido
Comandantes
Bandera de Alemania nazi Kurt Student Bandera de Nueva Zelanda Bernard Freyberg
Fuerzas en combate
25 000 hombres 43 000 hombres
Bajas
1915 muertos
2000 heridos[1]
1759 desaparecidos
284 aviones dañados o derribados[2]
23 000 bajas
9 buques hundidos
18 buques dañados
[ editar datos en Wikidata]

La batalla de Creta (en alemán: Luftlandeschlacht um Kreta; en griego: Μάχη της Κρήτης) se produjo entre mayo y junio de 1941 y supuso la ocupación de la isla griega de Creta por parte del ejército alemán durante la Segunda Guerra Mundial.

El origen de esta batalla se encuentra dentro de la campaña de los Balcanes. Tras el ataque italiano a Grecia y con la conformidad del gobierno griego, tropas británicas se establecieron en la isla de Creta a principios de noviembre de 1940 para impedir que fuese ocupada por las tropas del Eje.

Aunque los griegos rechazaron inicialmente a los italianos en la Grecia continental, la intervención alemana terminó con la resistencia aliada en el continente, forzando a reembarcar a las tropas británicas que apoyaban a las griegas. Muchas fueron evacuadas a Creta, por lo que en mayo de 1941 había en la isla unos cuarenta y tres mil soldados entre griegos, británicos, neozelandeses y australianos. La posesión de la isla era muy importante para el Reino Unido, puesto que conservaba unos excelentes puertos en el Mediterráneo oriental. Al mismo tiempo, desde sus aeródromos era posible bombardear los campos petrolíferos y refinerías de Ploieşti y constituir un peligro en el flanco suroriental del Eje, en un momento en el que se disponía a invadir la Unión Soviética.

El 27 de abril de 1941, Adolf Hitler ordenó invadir la isla. La operación la llevaron a cabo las tropas aerotransportadas al mando del General Kurt Student, participando 700 aviones de transporte y 750 planeadores apoyados por la Luftwaffe. La invasión de la isla fue llevada a cabo por 4500 paracaidistas alemanes que tardaron menos de dos semanas en ocuparla. Los británicos evacuaron sus posiciones protegidos por la Royal Navy, la cual sufrió fuertes pérdidas. Creta permaneció en poder de los alemanes hasta que su guarnición capituló en mayo de 1945.

La invasión de Creta fue la primera vez en la historia en que se realizaba un ataque a gran escala con tropas paracaidistas sin intervención de tropas terrestres.[3] Aunque la invasión se llevó a cabo con éxito, se produjo una gran cantidad de bajas entre las filas alemanas, por lo que Hitler prohibió que se volviera a repetir una operación de este tipo. Sin embargo, los aliados quedaron impresionados del potencial de este tipo de tropas y empezaron a desarrollar sus propias unidades aerotransportadas, que tendrían gran importancia a lo largo de la guerra, por ejemplo en el desembarco de Normandía.

Antecedentes

Creta y la campaña balcánica

Los británicos ocuparon Creta al comenzar la guerra greco-italiana en octubre de 1940.[3]

El control de la isla garantizaba a los británicos superioridad aérea y naval en el Mediterráneo oriental y les otorgaba una base para posibles nuevos desembarcos en los Balcanes, razones por las que los alemanes sopesasen tomarla.[5]

El 15 de abril, el general Kurt Student, al mando del XI Cuerpo Aéreo y subordinado al general Alexander Löhr que dirigía la 4.ª Flota Aérea en la campaña balcánica, presentó a Hermann Göring un plan para asaltar la isla.[6]

El plan alemán

Göring debía dirigir la operación, que llevaría a cabo principalmente el XI Cuerpo Aéreo, con apoyo de otras unidades.[7]

A pesar de que la campaña en el continente estaba en su última fase y los alemanes contaban con numerosas tropas terrestres en la zona, la superioridad naval británica suponía un grave obstáculo para la consecución del plan alemán.[8]

Se desató un intenso debate en el alto mando alemán acerca del plan operativo para desembarcar en Creta. A pesar de que todos estaban de acuerdo en la necesidad de tomar Maleme, existían diversos puntos de vista sobre la concentración de fuerzas en la zona y el número de ellas que serían enviadas a capturar otros objetivos, como los aeródromos de Heraclión y Retino. El comandante de la Luftwaffe, general Alexander Löhr, y el comandante naval, almirante Karlgeorg Schuster, defendían una mayor concentración de tropas hacia Maleme,[9] Maleme ofrecía varias ventajas como objetivo principal: era el aeródromo más extenso de Creta, que permitía el aterrizaje de transportes de tropas pesados; estaba lo suficientemente cerca del interior para permitir cobertura aérea con cazas Bf 109 terrestres; y se encontraba próximo a la costa norte, permitiendo el desembarco naval de refuerzos con rapidez.

Hermann Göring forzó un plan de compromiso,[7]

Las dificultades logísticas para preparar las tropas y el material para la invasión obligaron a retrasar la fecha de su comienzo del 16 al 20 de mayo.[11]

La situación de la isla

Creta, de unos 255 km de longitud de este a oeste y entre 12 y 56 km de ancho de norte a sur, cuenta con montañas de hasta 2400 m de altitud en su centro, escasa agua, malas comunicaciones entre el norte y el sur de la isla y escarpadas costas en la zona meridional, donde solo el pequeño puerto de Sfakiá es destacable.[12]

Las fuerzas enfrentadas

Los defensores

Los británicos contaban en la isla con veintisiete mil soldados británicos y del resto del imperio y de catorce mil griegos, todos a las órdenes del general Bernard Freyberg.[12]

La disposición británica de sus fuerzas se realizó con el objetivo de proteger los aeródromos de asaltos aerotransportados, y la bahía de Suda de posibles ataques por mar.[14]

Los atacantes

El general Löhr, al mando[14]

Los alemanes carecían, sin embargo, de buques de la Kriegsmarine en la región.[9]

Other Languages
العربية: معركة كريت
български: Битка за Крит
brezhoneg: Emgann Kreta
čeština: Invaze na Krétu
فارسی: نبرد کرت
Bahasa Indonesia: Pertempuran Kreta
한국어: 크레타 전투
Bahasa Melayu: Pertempuran Crete
Nederlands: Landing op Kreta
norsk bokmål: Slaget om Kreta
português: Batalha de Creta
srpskohrvatski / српскохрватски: Bitka za Krit
Simple English: Battle of Crete
slovenčina: Invázia na Krétu
српски / srpski: Битка за Крит
Tiếng Việt: Trận Crete