Bahía de Bristol

Bahía de Bristol
(Bristol Bay - Iilgayaq)
Dillingham Alaska aerial view.jpg
Vista de Dillingham, el asentamiento más importante en las riberas de la bahía de Bristol
Ubicación geográfica y administrativa
Continente América del Norte
Océano Mar de Bering

País(es) Flag of the United States.svg  Estados Unidos
División(es) Flag of Alaska.svg  Alaska
Subdivisión(es) Área censal de Dillingham (nortoeste)
Borough de Bahía de Bristol (centro)
Borough de Lake and Peninsula (sur)
Cuerpo de agua
Islas interiores Hagemeister e islas Walrus
Ciudades costeras Dillingham, King Salmon y Naknek
Ríos drenados Río Nushagak (450 km)
Dimensiones
Longitud 400 km
Anchura máxima 290 km
Accidentes geográficos
Golfos y bahías Bahía Nushagak y bahía Kvichak
Otros datos
Exploración James Cook (1778)
Mapa(s) de localización
Bahía de Bristol ubicada en Alaska
Bahía de Bristol
Bahía de Bristol
Geolocalización en Alaska
Bristol Bay.png
Mapa de la bahía de Bristol
Coordenadas 57°19′35″N 159°49′29″O / 57°19′35″N 159°49′29″O / -159.82472222222
[ editar datos en Wikidata]
Navegando por la bahía de Bristol, cerca de la pequeña bahía de Ugashik.
El río Nushagak, con 450 km, el principal río que drena en la bahía de Bristol.
Costa de la bahía, cerca de Naknek.

La bahía de Bristol (en inglés, Bristol Bay; en yupik, Iilgayaq) es una gran bahía de la parte suroeste de la península de Alaska, el brazo más oriental del mar de Bering, comprendida entre las latitudes 57° a 59°N y las longitudes 157° a 162°O. La bahía de Bristol tiene unos 400 kilómetros de largo y 290 km de ancho en su boca. En la bahía desagua el río Nushagak (450 km), además de otros muchos más pequeños, como el Cinder, Egegik, Igushik, Kvichak (97 km), Meshik, Naknek (35 km), Togiak (77 km) y Ugashik (67 km).

En la zona norte de la bahía de Bristol se experimentan algunas de las mareas más altas del mundo. En la bahía Nushagak, cerca Dillingham, y en la bahía Kvichak, cerca de Naknek, se han medido mareas de más de 9,9 metros, que las convierten en las octavas más altas del mundo. Esto, junto con el gran número de bancos y barras de arena y zonas de aguas poco profundas, hace que la navegación sea problemática, especialmente dados los fuertes vientos frecuentes en la zona.

Historia

En tiempos prehistóricos, gran parte de la bahía de Bristol estaba emergida, seca y herbácea, junto con gran parte del Puente de Beringia. Más recientemente, sus minerales, animales y la riqueza de sus mariscos constituyeron un incentivo para el asentamiento humano a lo largo de sus costas. Las primeras exploraciones rusas e inglesas proporcionan la mayoría de las influencias no nativas de la zona. Durante su viaje por la región en 1778, el famoso navegante y explorador británico, el capitán James Cook nombró la zona «en honor del almirante Conde de Bristol» [Augustus Hervey, tercer conde de Bristol, 1724–79], en Inglaterra. Después de establecer algunos asentamientos temporales a finales de la década de 1790, la Compañía Ruso-americana envió partidas de exploración para documentar la costa y las zonas cercanas interiores de la bahía de Bristol. Una de ellas cartografió el área entre el río Kuskokwim y el río Nushagak. Más tarde, en 1819, el aleuta Andrei Ustiugov dibujó las primeras cartas en detalle de la bahía de Bristol. Además, buques de la Armada rusa llevaron a cabo amplios estudios de la costa del mar de Bering hasta mediados de la década de 1800, nombrando muchos de los rasgos geográficos utilizados hoy en día: cabos Constantine, Chichagof, Menshikof y Greig; montaña Veniaminof y monte Pavlof, lago Becharof, etc.