Alonso de Fonseca y Ulloa

Alonso de Fonseca y Ulloa, en el Colegio de Fonseca de Santiago de Compostela.

Alonso III (o Alfonso) de Fonseca y Ulloa ( Santiago de Compostela, 1475 - Alcalá de Henares, 4 de febrero de 1534) fue un eclesiástico, obispo y mecenas español.

Nació en Santiago de Compostela en 1475, en la rúa del Franco. Era hijo del arzobispo de Santiago Alonso de Fonseca y Acevedo y de su prima María de Ulloa, señora de Cambados. Estudió leyes y teología en Salamanca.

Arzobispo de Santiago de Compostela

Cuando tenía 32 años, en 1507, su padre quiso retirarse del Arzobispado y que le sucediera Alonso III. Para soslayar la prohibición eclesiástica de que un hijo sucediera al padre, tuvo que ir a ver al papa, Alejandro VI, viajando a Roma y a Nápoles. Para resolver el problema Pedro Luis de Borja (sobrino del papa) fue nombrado sucesor por un brevísimo período, renunciando luego.[1] En 1507 Alonso tomó posesión como arzobispo de Santiago, y ocupó el cargo hasta 1523.

Tuvo que hacer frente a Rodrigo Osorio de Moscoso, conde de Altamira, por sus intromisiones en el señorío de las Tierras de Santiago y puso freno a las injusticias de los gobernadores mediante su proximidad a los monarcas y al papado. Mantuvo pleitos con los monjes benedictinos de San Martín Pinario, en un momento de resurgimiento de esta Orden en Galicia.

Fueron memorables los solemnes funerales que ofició por la muerte de su padre en 1512. A ellos acudió Gonzalo Fernández de Córdoba, conocido como el Gran Capitán, quién ofreció sus armas victoriosas al Apóstol Santiago.

Other Languages