Alicia en el país de las maravillas (película de 1999)

Alicia en el País de las Maravillas es una adaptación cinematográfica basada en las obras Alicia en el País de las Maravillas y A través del espejo y lo que Alicia encontró allí de Lewis Carroll. La película fue producida para televisión por Hallmark Entertainment. Fue emitida por primera vez en 1999 en la cadena NBC y, posteriormente, en la televisión británica en el canal Channel 4.

La actriz principal que desempeñó el personaje de Alicia fue Tina Majorino, mientras que los actores Ben Kingsley, Martin Short, Whoopi Goldberg, Peter Ustinov, Christopher Lloyd, Gene Wilder y Miranda Richardson dieron vida a los peculiares personajes que la acompañan a lo largo de la historia.

La película fue ganadora de cuatro Premios Emmy en las categorías de diseño de vestuario, maquillaje, composición musical y efectos visuales.

El 2 de marzo de 2010, la película fue relanzada en una edición especial de DVD incluyendo cinco minutos más de metraje.

Argumento

Alicia no quiere asistir a la reunión de familiares y amigos que han organizado sus padres porque sabe que después de tomar el té tendrá que cantar. Minutos antes de su esperada actuación, Alicia decide huir de casa y esconderse entre los arbustos del bosque más cercano hasta que todos se hayan ido, ya que cantar frente a desconocidos la aterroriza. Al poco rato, justo cuando se estaba quedando adormecida viendo caer una manzana de un árbol, un conejo blanco con ropas, gafas, y un gran reloj de bolsillo en la mano llamó su atención. Curiosa, Alicia deja su escondite para perseguir al conejo blanco hasta su madriguera, donde termina cayendo tras tropezarse.

Dentro de la madriguera, Alicia cae durante varios segundos por algo similar a un profundo y extraño pozo sin fondo, lleno de todo tipo de objetos. Al tocar fondo, Alicia se da cuenta de que se encuentra en un mundo completamente diferente al suyo, un mundo en el que las flores hablan y los gatos sonríen. Se encontraba en el llamado "País de las Maravillas", un lugar donde encontraría un sinfín de personajes curiosos y retos que superar; con la finalidad de quitarle el miedo a actuar. A medida que aprende y se divierte, Alicia es puesta a prueba en una sala de juicio donde se enfrenta al Rey y a la Reina de corazones, donde deberá demostrar que no tiene miedo a enfrentarse a nada, hasta el punto de convertir esa seguridad en sí misma en la llave que la conducirá de vuelta al mundo real.