Agujero negro

Simulación de lente gravitacional por un agujero negro que distorsiona la imagen de una galaxia en el fondo
Cosmología física

Ilc 9yr moll4096.png
Radiación de fondo de microondas

Artículos
Universo primitivo Teoría del Big Bang · Inflación cósmica · Nucleosíntesis primordial
Expansión Expansión métrica del espacio · Expansión acelerada del Universo · Ley de Hubble · Corrimiento al rojo
Estructura Forma del universo · Espacio-tiempo · Universo observable · Universo · Materia oscura · Energía oscura
Experimentos Planck (satélite) · WMAP · COBE
Científicos Albert Einstein · Edwin Hubble · Georges Lemaître · Stephen Hawking · George Gamow
Portales
Principal Cosmología
Otros Física · Astronomía · Exploración espacial · Sistema Solar

Un agujero negro[3]

La gravedad de un agujero negro, o «curvatura del espacio-tiempo», provoca una singularidad envuelta por una superficie cerrada, llamada horizonte de sucesos. Esto es previsto por las ecuaciones del campo de Einstein. El horizonte de sucesos separa la región del agujero negro del resto del universo y es la superficie límite del espacio a partir de la cual ninguna partícula puede salir, incluyendo los fotones. Dicha curvatura es estudiada por la relatividad general, la que predijo la existencia de los agujeros negros y fue su primer indicio. En la década de 1970, Hawking, Ellis y Penrose demostraron varios teoremas importantes sobre la ocurrencia y geometría de los agujeros negros.[4] Previamente, en 1963, Roy Kerr había demostrado que en un espacio-tiempo de cuatro dimensiones todos los agujeros negros debían tener una geometría cuasiesférica determinada por tres parámetros: su masa M, su carga eléctrica total e y su momento angular L.

Se conjetura que en el centro de la mayoría de las galaxias, entre ellas la Vía Láctea, hay agujeros negros supermasivos.[5]

El 11 de febrero de 2016, las colaboraciones LIGO, Virgo y GEO600 anunciaron la primera detección de ondas gravitacionales, producidas por la fusión de dos agujeros negros a unos 410 millones de pársecs, megapársecs o Mpc, es decir, a unos 1337 millones de años luz, mega-años luz o Mal de la Tierra.[6] Las observaciones demostraron la existencia de un sistema binario de agujeros negros de masa estelar y la primera observación de una fusión de un agujero negro binario. Anteriormente, la existencia de agujeros negros estaba apoyada en observaciones astronómicas de forma indirecta, a través de la emisión de rayos X por estrellas binarias y galaxias activas.

La gravedad de un agujero negro puede atraer al gas que se encuentra a su alrededor, que se arremolina y calienta a temperaturas de hasta 12 millones de grados Celsius, esto es, 2000 veces mayor temperatura que la superficie del Sol.[7]

Proceso de formación

Los agujeros negros proceden de un proceso de colapso gravitatorio que fue ampliamente estudiado a mediados de siglo XX por diversos científicos, particularmente Robert Oppenheimer, Roger Penrose y Stephen Hawking entre otros. Hawking, en su libro divulgativo Historia del tiempo: del Big Bang a los agujeros negros (1988), repasa algunos de los hechos bien establecidos sobre la formación de agujeros negros.

Este proceso comienza después de la muerte de una gigante roja (estrella de 30 o más veces la masa del Sol), entendiéndose por muerte la extinción total de su energía. Tras varios miles de millones de años de vida, la fuerza gravitatoria de dicha estrella comienza a ejercer fuerza sobre sí misma originando una masa concentrada en un pequeño volumen, convirtiéndose en una enana blanca. En este punto, dicho proceso puede proseguir hasta el colapso de dicho astro por la auto atracción gravitatoria que termina por convertir a esta enana blanca en un agujero negro. Este proceso acaba por reunir una fuerza de atracción tan fuerte que atrapa hasta la luz en este.

Un protón y un electrón se aniquilan emitiendo un neutrón y un neutrino-electrón.

En palabras más simples, un agujero negro es el resultado final de la acción de la gravedad extrema llevada hasta el límite posible. La misma gravedad que mantiene a la estrella estable, la empieza a comprimir hasta el punto que los átomos comienzan a aplastarse. Los electrones en órbita se acercan cada vez más al núcleo atómico y acaban fusionándose con los protones, formando más neutrones mediante el proceso:

Por lo que este proceso comportaría la emisión de un número elevado de neutrinos. El resultado final, una estrella de neutrones. En este punto, dependiendo de la masa de la estrella, el plasma de neutrones dispara una reacción en cadena irreversible, la gravedad aumenta enormemente al disminuirse la distancia que había originalmente entre los átomos. Las partículas de neutrones implosionan, aplastándose más, logrando como resultado un agujero negro, que es una región del espacio-tiempo limitada por el llamado horizonte de sucesos. Los detalles de qué sucede con la materia que cae más allá de este horizonte dentro de un agujero negro no se conocen porque para escalas pequeñas sólo una teoría cuántica de la gravedad podría explicarlos adecuadamente, pero no existe una formulación completamente consistente con dicha teoría.

Other Languages
Afrikaans: Swartkolk
Alemannisch: Schwarzes Loch
aragonés: Forato negro
العربية: ثقب أسود
অসমীয়া: কৃষ্ণগহ্বৰ
asturianu: Furacu prietu
azərbaycanca: Qara dəlik
башҡортса: Ҡара упҡын
Boarisch: Schwoaz Loch
žemaitėška: Jouduojė skīlie
беларуская: Чорная дзірка
беларуская (тарашкевіца)‎: Чорная дзірка
български: Черна дупка
भोजपुरी: ब्लैक होल
བོད་ཡིག: ནག་ཁུང་།
brezhoneg: Toull du
bosanski: Crna rupa
буряад: Хара нүхэн
català: Forat negre
нохчийн: Ӏаьржа Ӏуьрг
کوردیی ناوەندی: کونی ڕەش
čeština: Černá díra
kaszëbsczi: Czôrnô dzura
Чӑвашла: Хура хăвăл
Cymraeg: Twll du
dansk: Sort hul
Ελληνικά: Μαύρη τρύπα
English: Black hole
Esperanto: Nigra truo
eesti: Must auk
euskara: Zulo beltz
føroyskt: Svørt hol
français: Trou noir
Frysk: Swart gat
Gaeilge: Dúpholl
Gàidhlig: Toll Dubh
galego: Burato negro
𐌲𐌿𐍄𐌹𐍃𐌺: 𐍃𐍅𐌰𐍂𐍄𐌰𐌻𐌿𐌺
ગુજરાતી: કૃષ્ણ વિવર
Gaelg: Towl doo
עברית: חור שחור
Fiji Hindi: Karia kund
hrvatski: Crna rupa
hornjoserbsce: Čorna dźěra
Kreyòl ayisyen: Twou nwa
magyar: Fekete lyuk
Հայերեն: Սև խոռոչ
interlingua: Foramine nigre
Bahasa Indonesia: Lubang hitam
íslenska: Svarthol
italiano: Buco nero
Basa Jawa: Bolongan ireng
ქართული: შავი ხვრელი
қазақша: Қара құрдым
한국어: 블랙홀
къарачай-малкъар: Къара тешик
Kurdî: Çala Reş
kernowek: Toll du
Кыргызча: Кара көңдөй
Lëtzebuergesch: Schwaarzt Lach
Limburgs: Zwart laok
lumbaart: Büs negher
lietuvių: Juodoji bedugnė
latviešu: Melnais caurums
Malagasy: Lavaka mainty
македонски: Црна дупка
മലയാളം: തമോദ്വാരം
монгол: Хар нүх
Bahasa Melayu: Lohong hitam
မြန်မာဘာသာ: တွင်းနက်
नेपाल भाषा: ब्ल्याक होल
Nederlands: Zwart gat
norsk nynorsk: Svart hòl
norsk bokmål: Sort hull
Novial: Nigri true
occitan: Trauc negre
Livvinkarjala: Mustu loukko
ਪੰਜਾਬੀ: ਕਾਲ਼ਾ ਛੇਕ
Piemontèis: Përtus nèir
پنجابی: کالا سوراخ
português: Buraco negro
română: Gaură neagră
русский: Чёрная дыра
русиньскый: Чорна дїра
саха тыла: Хара дьөлөҕөс
sicilianu: Purtùsu nìuru
Scots: Black hole
srpskohrvatski / српскохрватски: Crna rupa
සිංහල: කළු කුහර
Simple English: Black hole
slovenčina: Čierna diera
slovenščina: Črna luknja
српски / srpski: Црна рупа
Basa Sunda: Liang hideung
svenska: Svart hål
Kiswahili: Shimo jeusi
తెలుగు: కృష్ణబిలం
Türkmençe: Gara girdap
Tagalog: Black hole
Türkçe: Kara delik
татарча/tatarça: Кара тишек
українська: Чорна діра
اردو: ثقب اسود
oʻzbekcha/ўзбекча: Qora tuynuk
vèneto: Buxo nero
vepsän kel’: Must reig
Tiếng Việt: Lỗ đen
Winaray: Itom nga luho
მარგალური: უჩა რხვილი
ייִדיש: שווארצע לאך
Vahcuengh: Hwzdung
中文: 黑洞
文言: 黑洞
Bân-lâm-gú: O͘-khang
粵語: 黑洞