Aguas agresivas

Las aguas agresivas son aguas que actuando sobre construcciones de concreto u hormigón fraguado pueden entrar en reacción con algunos de sus componentes y aumentar la porosidad o causar fisuras, rindiendo de esta forma la estructura más vulnerable ante la acción de agentes físicos.

Se considera un agua agresiva cuando presenta un contenido alto en CO2, ya que en esas condiciones puede disolver el calcio de los minerales que lo contienen

Agua disolventes

Las aguas disolventes son las que no contienen iones y actúan por lo tanto solamente sobre la cal libre (Ca(OH)2) disolviendo los cristales y aumentando la porosidad del concreto.

Other Languages