Adonis

El joven Adonis resultó sumamente hermoso, hasta el punto de que la diosa Afrodita se enamoró de él locamente. En una ocasión en que Adonis andaba de caza, lo mató un jabalí salvaje.

El mito de Adonis es originario de Fenicia, de donde se extendió a todos los países del Mediterráneo con diversas modificaciones, si bien siempre retuvo aspectos semíticos, constituyendo una de las figuras de culto más complejas de la época clásica. Tuvo múltiples papeles y su significado y propósito en las creencias religiosas griegas han sido objeto de mucha investigación a lo largo de los siglos.

Su equivalente semítico es Tammuz y el etrusco Atunis. (Algunos mitólogos creen que más tarde fue exportado a Germania, y que su equivalente en la mitología germánica es Baldur.) Su culto era femenino y se desarrolló en el círculo de jóvenes mujeres alrededor de Safo en Lesbos sobre el 600 a. C., como revela un fragmento de Safo...

Origen de su culto

Una reproducción del siglo XIX de un bronce griego de Adonis encontrado en Pompeya.

Adonis estaba ciertamente basado en gran parte en Tammuz. Su nombre es semítico, probablemente su etimología se remonte al antiguo semítico ādōn, ‘señor’ que también fue usada, como «Adonai», para referirse a Yahveh en el Antiguo Testamento. Cuando los hebreos llegaron a Canaán, se les opuso el rey de los jebusitas, Adonizedek, cuyo nombre significa ‘señor de Zedek’ (Justicia). Pero como no hay rastro de culto semítico alguno directamente relacionado con Adonis, ni tampoco ningún mitema específico relacionado su mito griego en las lenguas semíticas, investigadores griegos y de Oriente Próximo han cuestionado esta relación (Burkert, p. 177 nota 6 bibliografía). La relación en las prácticas religiosas es con su equivalente mesopotámico, Tammuz:

Las mujeres se sientan en la puerta llorando por Tammuz, u ofrecen incienso a Baal en los tejados y siembran agradables plantas. Estas son las únicas características del culto a Adonis: un culto confinado a las mujeres que se celebra sobre tejados planos en los que se ponían fragmentos sembrados con verde ensalada que germina rápidamente, jardines de Adonis... el clímax es el ruidoso luto por el dios muerto.

Burkert, pág. 177

Adonis era adorado en religiones mistéricas secretas: hasta la época del Imperio Romano (en Luciano de Samosata, De Desa Syria VI) ninguna fuente escrita menciona que las mujeres eran consoladas por un Adonis revivido. Las mujeres atenienses plantaban « jardines de Adonis», hierbas de crecimiento rápido que crecían de las semillas y morían. El Festival de Adonis era celebrado por mujeres a mediados del verano plantando hinojo y lechuga, y granos de trigo y cebada. Las plantas brotaban pronto y se marchitaban rápidamente, y las mujeres lloraban la prematura muerte del dios de la vegetación (Detienne 1972).

«En Grecia», concluye Burkert, «la función especial del culto a Adonis es como oportunidad para la expresión incontrolada de emociones en la estrictamente restringida vida de las mujeres, en contraste con el rígido orden de la polis y la familia en los festivales femeninos oficiales en honor de Deméter

Other Languages
Afrikaans: Adonis
العربية: أدونيس
azərbaycanca: Adonis
беларуская: Адоніс
български: Адонис
brezhoneg: Adonis
bosanski: Adonis
català: Adonis (mite)
کوردیی ناوەندی: ئەدۆنیس
čeština: Adónis
dansk: Adonis
Deutsch: Adonis
Ελληνικά: Άδωνις
English: Adonis
Esperanto: Adoniso
eesti: Adonis
euskara: Adonis
فارسی: آدونیس
suomi: Adonis
Gaeilge: Adónas
galego: Adonis
گیلکی: آدونیس
עברית: אדוניס
hrvatski: Adonis
magyar: Adónisz
Հայերեն: Ադոնիս
interlingua: Adonis
Bahasa Indonesia: Adonis
日本語: アドーニス
한국어: 아도니스
Latina: Adonis
македонски: Адонис
മലയാളം: അഡൊണിസ്
norsk nynorsk: Adonis
norsk bokmål: Adonis
português: Adônis
română: Adonis
русский: Адонис
srpskohrvatski / српскохрватски: Adonis
Simple English: Adonis
slovenščina: Adonis
shqip: Adonisi
српски / srpski: Адонис
svenska: Adonis
Tagalog: Adonis
українська: Адоніс
اردو: ایڈونس
中文: 阿多尼斯