Accidente de aviación

El Vuelo 123 de Japan Airlines es actualmente -desde 1985- la peor catástrofe en la que ha estado involucrado un sólo avión con 520 personas fallecidas. Le superan el choque entre dos Boeing 747 en el aeropuerto de Los Rodeos (583 muertos) y los atentados del 11-S, con 4 aviones perdidos y más de 3000 muertos aunque no se considera accidente de aviación por ser un ataque deliberado.
El Capitán Christopher Stricklin del Escuadrón de Demostración Aérea Thunderbirds, eyectándose en un F-16 de la USAF en una exhibición aérea en la Base de la Fuerza Aérea Mountain Home en Idaho, el 14 de septiembre de 2003. Mientras realizaba un Medio Ocho Cubano invertido, Stricklin se percató de la imposibilidad de completar la maniobra a tiempo y se eyectó. Ocho décimas de segundo más tarde el avión se estrelló, rodando en llamas 180 m, mientras que el motor lo hizo por otros 90 m más. Sin contar algunas lesiones menores, el piloto salió ileso.
Impacto controlado por la NASA y las FAA en un estudio para obtener datos.
Atentados del 11 de septiembre de 2001. Momento del impacto del vuelo 175 contra la torre sur del World Trade Center. Minutos antes el vuelo 11 había impactado contra la torre norte. Ambos edificios se derrumbaron por los daños causados provocando miles de muertos. También el vuelo 77 impactó contra el Pentágono y el vuelo 93 cayó al campo antes de alcanzar Washington -supuestamente iba contra el Capitolio o la Casa Blanca-. Aunque se perdieron 4 aviones de pasajeros, al ser un desastre provocado intencionadamente, no se considera un accidente de aviación.

Un accidente de aviación es un incidente que ocurre con cualquier aeronave, ya sea en tierra o en vuelo. Un incidente de aviación es definido como un suceso en el que, distinto de un accidente, está asociada la operación de una aeronave que afecta o podría afectar a la seguridad de las operaciones.[1]

Cuando una aeronave sufre un daño tan severo que se declara como siniestro total (cuando la reparación no es económicamente viable), o en el caso de que sea completamente destruida y se ha dado de baja en los registros, se denomina "pérdida en accidente del casco" (hull loss accident).[1]​ Significa que el evento se registra como accidente a pesar de que no existan víctimas fatales o heridos graves, como sucedería por ejemplo en un aterrizaje forzoso que resulte en un daño irreparable.

De acuerdo a la International Civil Aviation Organization, ICAO, está definido como:

Una ocurrencia asociada con la operación de una aeronave que tiene lugar durante el tiempo que cualquier persona aborda la aeronave con la intención de volar hasta que todas las personas de la misma hayan desembarcado, en la que:

  1. una persona recibe lesiones severas o letales como resultado de:
    • estar en la aeronave
    • contacto directo con cualquier parte de la aeronave, incluyendo partes que la misma haya podido desprender, o
    • exposición directa a una ráfaga de motor jet,
    excepto cuando las lesiones se deban a causas naturales, auto infligidas o infligidas por otras personas, o cuando los lesionados son polizones escondidos en zonas a las que normalmente no tienen acceso los pasajeros o la tripulación, o:
  2. la aeronave presenta daños o fallas estructurales en las que:
    • la tensión estructural, desempeño o características de vuelo de la aeronave se ven afectadas y comprometidas de forma adversa, y
    • que normalmente requerirían una gran reparación o reemplazo del componente afectado,
    excepto por falla o daño de motor. Cuando el daño está restringido al motor, sus recubrimientos (carenas/capó) o accesorios: o por daño restringido a hélices, puntas de planos, antenas, ruedas, frenos, superficies de carenado (fairings), abolladuras o perforaciones en el recubrimiento de la aeronave, o:
  3. la aeronave se ha perdido o se encuentra completamente inaccesible.[2]

El primer accidente fatal ocurrió en el Wright Modelo A en Fort Myer, Virginia, el 17 de septiembre de 1908, resultando en heridas del piloto, Orville Wright, y la muerte del pasajero, el teniente del Ejército Thomas Etholen Selfridge.[3]

Mayores desastres sucedidos

Atentados del 11 de septiembre

El desastre con mayor número de víctimas mortales de todo tipo en el que esté involucrada una aeronave, considerando las víctimas de ambos aviones y de las personas en tierra, fue la destrucción del World Trade Center en Nueva York el 11 de septiembre de 2001, con la colisión intencional del Vuelo 11 de American Airlines y el Vuelo 175 de United Airlines. En ambos impactos al World Trade Center murieron 2,752 personas, muchas de ellas ocupantes de las torres o el personal de emergencia que respondió al llamado del desastre. Adicionalmente, 189 personas fallecieron cuando el Vuelo 77 de American Airlines fue impactado contra El Pentágono y otras 44 murieron cuando el Vuelo 93 de United Airlines se estrelló en suelo de Pennsylvania, elevando el número total de fallecidos durante los ataques del 11 de septiembre a 2.985(incluyendo a los 44 y a los 189 muertos). Debido a que fue un acto terrorista deliberado, los impactos del 11 de septiembre del 2001 no se clasificaron como accidentes sino como un suicidio con asesinato masivo, y subsecuentemente fue tratado por los Estados Unidos y las naciones de la OTAN como un acto de guerra y de terrorismo.

Tenerife

Representación del Accidente de Los Rodeos en el que dos Boeing 747 fueron destruidos.

El accidente de Los Rodeos ocurrido el 27 de marzo de 1977 permanece como el accidente con mayor número de pasajeros fallecidos en vuelos comerciales. 583 personas murieron cuando un Boeing 747 de KLM intentaba despegar sin autorización y colisionó contra un Boeing 747 de Pan Am que rodaba por la pista del Aeropuerto Los Rodeos en la isla de Tenerife, España. Entre los factores que provocaron el accidente se encontraron fallos humanos y error de piloto como principales causas de la catástrofe.[5]

Vuelo 123 de Japan Airlines

La colisión del vuelo 123 de Japan Airlines en 1985 es el desastre con un sólo avión con el mayor número de víctimas mortales. En este accidente murieron 520 personas a bordo de un Boeing 747. El avión sufrió de una descompresión explosiva por una reparación incorrecta del mamparo posterior que mantiene la presurización, fallando durante el vuelo y provocando la destrucción de gran parte del estabilizador vertical, cortando muchas líneas hidráulicas y haciendo del 747 un avión virtualmente incontrolable. Los pilotos lograron mantener el avión en vuelo durante varios minutos antes de estrellarse contra una montaña. Notablemente, muchos de los ocupantes sobrevivieron al impacto, pero para el momento en que los equipos de rescate pudieron acceder al lugar la mayoría ya había perecido debido a la gravedad de sus heridas.[7]

Otros casos con altas cifras de víctimas

Colisión aérea más letal

La colisión aérea más letal en el mundo fue la de Charkhi Dadri de 1996, involucrando los vuelos 763 de Saudi Arabian Airlines y 1907 de Air Kazakhstan sobre Haryana, India. El accidente ocurrió principalmente porque el piloto del vuelo de Kazakh estaba volando por debajo de la altitud a la que tenía autorización en su plan de vuelo. Todos los 349 pasajeros y tripulación a bordo de ambos vuelos murieron.[9]

Accidente más grave ocurrido antes del Desastre de Tenerife
Recreación del Vuelo 981 de Turkish Airlines sufriendo una descompresión explosiva que acabaría con el avión estrellándose.

El 3 de marzo de 1974, el Vuelo 981 de Turkish Airlines, un McDonnell Douglas DC-10, cayó en el bosque Ermenonville al noroeste de París, Francia. El avión con destino a Londres, se estrelló poco después de despegar del aeropuerto de Orly. Las 346 personas a bordo murieron. La investigación determinó que la compuerta de carga se soltó causando una descompresión explosiva, y al retorcerse, causó que el piso instalado justo encima de ella colapsara; cuando el piso colapsó destrozó cables de control, imposibilitando a los pilotos el poder controlar los elevadores, el timón y el motor número 2 (instalado en el timón de cola). El avión entró en un picado irrecuperable y se estrelló. Fue el accidente con mayor número de víctimas mortales hasta que sucedió el Desastre de Tenerife, tres años más tarde.[4]

Mayor número de fallecidos por una bomba detonada en vuelo
El atentado contra el Vuelo 103 de Pan Am cuando volaba encima de Lockerbie ( Reino Unido) y que mató a 270 personas es el más famoso. Pero el más mortífero fue el atentado contra el Vuelo 182 de Air India que provocó 329 muertos.

El 23 de junio de 1985, el Vuelo 182 de Air India, un Boeing 747-237B, se estrelló al sudeste de la costa de Irlanda cuando una bomba estalló en el compartimiento de carga. Todos sus 307 pasajeros y 22 miembros de la tripulación fallecieron.[11]

Mayor número de muertes de un transporte militar

El 12 de diciembre de 1985 un Douglas DC-8 operado como el Vuelo 1285 de Arrow Air en el que se transportaba personal militar en un vuelo chárter de regreso a casa para navidad, se estrelló en Newfoundland, falleciendo sus 248 pasajeros y 8 miembros de la tripulación.[13]

Mayor accidente causado por un arma de artillería

El vuelo 655 de Iran Air, era un vuelo de una aerolínea civil iraní que fue derribado por dos misiles tierra-aire guiados desde el crucero naval USS Vincennes de la Armada estadounidense el 3 de julio de 1988, sobre el Estrecho de Hormuz, matando a sus 290 pasajeros y a la tripulación a bordo, situándose séptimo dentro de los desastres de aerolínea con más víctimas mortales jamás ocurridos, y noveno dentro del listado de desastres más graves en la historia de la aviación. Fue un hecho desafortunado y controvertido, que aún es tema de discusión en medios especializados e independientes de Estados Unidos. Los gobiernos de EUA e Irán llegaron a un acuerdo para resolver el incidente mediante la Corte Internacional de Justicia.[15]

Accidente provocado por invasión de espacio aéreo

El 1 de septiembre de 1983, un interceptor soviético Sukhoi Su-15 derribó el Vuelo 007 de Korean Air tras invadir el espacio aéreo soviético, matando a 269 pasajeros y la tripulación a bordo.[16]

Mayor accidente ocurrido por fuego en vuelo
Restos recuperados del Vuelo 111 de Swissair.

El 2 de septiembre de 1998, el Vuelo 111 de Swissair se estrelló en la Bahía St. Margaret, cerca a Hallifax, Nueva Escocia, causando la muerte de sus 229 ocupantes. Un incendio en la cabina rompió el avión, que se desintegró por completo antes de impactar contra el agua.[17]

Accidente con alto índice de víctimas, con divergencias de los órganos de investigación

En la madrugada del 31 de octubre de 1999, el Vuelo 990 de Egypt Air (MSR990) se estrelló en el Océano Atlántico a aproximadamente 100 kilómetros al sur de Nantucket Island, Massachusetts, en aguas internacionales, perdiendo la vida sus 217 ocupantes. El reporte de la Junta Nacional de Seguridad del Transporte concluyó que el copiloto intencionalmente condujo el avión a volar en picada hacia el océano, aludiendo una acción suicida; las autoridades egipcias negaron de forma vehemente la hipótesis aludiendo una falla mecánica como la causa, señalando que el veredicto fue emitido a priori; tras el accidente, Boeing presentó un boletín de revisión para todos los 767.[18]

Other Languages