Ablución

Lugar destinado a las abluciones en una mezquita.

Una ablución (latín ablutio, "me lavo; lavado") es una purificación ritual de algunas partes del cuerpo antes de algunos actos religiosos.

El agua es un símbolo de purificación en muchas de las principales religiones:[1]

  • En el judaísmo, Mikvé es un baño ritual utilizado para instalaciones sanitarias necesarias ritual de pureza.
  • En el cristianismo, el agua se utiliza para el bautismo (bautismo deriva del griego baptizo, lavar, sumergir),[2] rito de admisión a la Iglesia Cristiana, tanto en aspersión como en inmersión parcial o total y por el sacerdote durante la misa.
  • En el hinduismo, el agua tiene poderes de purificación.
  • En el Islam, el agua se utiliza para purificar al creyente durante abluciones anteriores a la oración, o Salat.

Las abluciones y la noción de pureza ritual son parte del Judaísmo y del Islam mientras que el Cristianismo casi las ha abandonado.

Abluciones en el judaísmo

En el judaísmo, la ablución es una purificación ritual que puede ser una inmersión de todo el cuerpo o una sencilla aspersión de agua sobre las manos. La Torá prescribía una inmersión total en una fuente natural, un río, o un baño ritual para purificar a las personas o los objetos que se volvieron impuros por un contacto directo o indirecto con unas fuentes de impureza, de las cuales las principales son la sangre y los cadáveres. Existen reglas precisas para las abluciones.

Todos los trabajadores de los servicios del Templo, que necesitaban un estado de pureza ritual, debían lavarse manos y pies con agua.[3]

Other Languages
català: Ablució
čeština: Abluce
Esperanto: Rita sinlavado
français: Ablution
italiano: Abluzione
日本語: 沐浴
polski: Ablucja
português: Ablução
русский: Омовение
svenska: Ablution
українська: Умивання (обряд)
walon: Ralavmints