A una nariz

A un hombre de gran nariz es un soneto satírico escrito en el siglo XVII por Francisco de Quevedo parodiando la nariz de Luis de Góngora.

Métrica

El soneto contiene catorce versos de once sílabas: dos cuartetos y dos tercetos:

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 + 1 = 11

Érase_un hombre_a_una nariz pe-gado,

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 + 1 = 11

érase_una nariz superla-tiva,

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 + 1 = 11

érase_una nariz sayón y_escriba,

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 + 1 = 11

érase_un peje_espada muy barbado.


La rima es consonante, con el esquema ABBA ABBA CDC DCD:


Érase un hombre a una nariz pegado, A

érase una nariz superlativa, B

érase una nariz sayón y escriba, B

érase un peje espada muy barbado. A


Érase un reloj de sol mal encarado, A

érase una alquitara pensativa, B

érase un elefante boca arriba, B

era Ovidio Nasón más narizado. A


Érase un espolón de una galera, C

érase una pirámide de Egito, D

las doce Tribus de narices era. C


Érase un naricísimo infinito, D

muchísimo nariz, nariz tan fiera C

que en la cara de Anás fuera delito. D


Other Languages