Ángel González Palencia

Cándido Ángel González Palencia (Horcajo de Santiago, Cuenca, 4 de septiembre de 1889 - Olivares de Júcar, 30 de octubre de 1949), arabista y crítico literario español.[1]

Biografía

Vivió su infancia en las localidades de Priego y Beteta y estudió en el Instituto de Cuenca, donde obtuvo el grado de bachiller en Artes. González Palencia alternó estos estudios con otros en el Seminario menor de Cuenca, donde profundizó en latín, filosofía y teología de 1897 a 1909; allí coincidió con otro futuro erudito, Luis Astrana Marín.

Al morir su padre, tuvo que dejar para siempre la vocación sacerdotal y trasladarse a Madrid con su madre y su hermana para trabajar como pasante en un colegio madrileño, labor que compaginó con los estudios de filosofía y letras, en los que se licencia en 1910 con sobresaliente. Entró en el Cuerpo Facultativo de Archiveros, Bibliotecarios y Arqueólogos y en 1911 ganó por oposición la plaza de archivero en la delegación de Hacienda de Toledo, lo que aprovechó para estudiar la historia de los mozárabes en la ciudad. Logró traslado al Archivo Histórico Nacional en 1913 y se doctoró en Filosofía y letras en 1915, con una edición y traducción de la Lógica de Abusalt de Denia.

Fue discípulo de los grandes arabistas Julián Ribera y Miguel Asín Palacios; este último se lo lleva a su casa para profundizar con otros alumnos como Maximiliano Agustín Alarcón en la materia y ayudarle.

Desde 1916 trabajó como profesor auxiliar en la facultad de filosofía y letras de la Universidad Central, hasta obtener la cátedra de literatura arabigoespañola en la misma (1927), sucediendo a Julián Ribera.

Fue académico de la Real de la Historia (1930) y tras la Guerra Civil, en la que se declaró franquista y fue Secretario de la Comisión de Depuración Universitaria escribiendo contra la Institución Libre de Enseñanza,[2]​ de la Lengua (1940). Dirigió la Escuela de Estudios Árabes del Centro de Estudios Históricos de Madrid, la Biblioteca de Asuntos Orientales y la Biblioteca SAETA de literatura española.

Fue un fecundo investigador, autor de ediciones y traducciones de textos árabes e innumerables estudios literarios, históricos, bibliográficos y eruditos de su especialidad y sobre autores de la literatura española en general, como Enrique Flórez, Jorge de Montemayor, Juan Meléndez Valdés, Juan Ruiz de Alarcón, Francisco de Quevedo, Francisco Cerdá y Rico, Miguel de Cervantes y Juan López de Hoyos. Murió en un accidente de automóvil en Olivares de Júcar (Cuenca).[1]

Other Languages